Cochabamba

Salesianos en Bolivia vivieron la primera Jornada del Capítulo Inspectorial XIX

La primera jornada como siempre es la mas ajetreada porque hay que comenzar a conformar comisiones y esperar que los participantes lleguen. Hemos podido cumplir con el cronograma y también con los objetivos propuestos. Así ha pasado la primera jornada y la consideramos satisfactoria.

Inició el Capítulo con una reflexión que realizó Mons. Bascopé, relacionada a la vid y los sarmientos. Posteriormente el mismo presidio la eucaristía con la cual inició este capítulo.

En la tarde, el Padre Inspector presentó el diagnóstico de la Inspectoría en todos su ámbitos; pero fundamentalmente el tema relacionado a la vida consagrada. Es así que el Capitulo comenzó con grandes desafíos.

En la tarde procedieron con la elección de los secretarios, escrutadores para las elecciones y la aprobación del reglamento del Capítulo. “En si es un acto jurídico que se realiza pero nos sirve mucho para que esta reunión de hermanos sea fraterna”, comentó P. Alvaro Rocabado, Regulador del Capítulo XIX.

Al finalizar la jornada hubo una pequeña plenaria en la cual los grupos compartieron una retroalimentación de todo aquello que el Inspector comentó y con eso concluyo la jornada.

“Fue una jornada intensas pero al mismo tiempo te permite vivir y transmitir ese carisma que cada uno de nosotros, los salesianos, lleva. Es el carisma de Don Bosco que lo estamos queriendo transmitir, comunicar a nuestros destinatarios y al mismo tiempo ser, como dicen nuestras constituciones, signos y portadores del amor de Dios en los jóvenes” expresó el Regulador del Capítulo XIX..