Cochabamba

Mons. Roberto Flock pide orar por los pastores de la Iglesia de Hoy

Durante su homilía del día de ayer domingo 29 de junio Mons. Roberto flock, Obispo Auxiliar de la Arquidiócesis de Cochabamba pidió orar por la pastores de la Iglesia Hoy “…no cesen de orar por los pastores de la Iglesia hoy, tanto de esta parroquia, como de Mons. Sergio, y el Santo Padre Papa Francisco, y de manera especial por el Clero Diocesano que se reúne esta semana en Trinidad, para que permanezcamos fieles a la misión que el Señor nos ha encomendado, y que nunca seamos motivo de escándalo ante el Pueblo de Dios o de decepción ante nuestro Señor y la Virgen Santísma”, dijo.

San Pedro y Pablo 2014

Parroquia de La Santa Cruz, Santa Cruz de la Sierra

Hoy celebramos a los dos grandes Apóstoles y Mártires cuyo labor y cuya sangre hizo frutifero los inicios de la Evangelización en los inicios de la Iglesia.

La traición de Judas y los ataques del mundo pagano de entonces solo resaltan la fuerza del testimonio de estos santos discípulos. También las traiciones de hoy, como de los pedófilos, y los ataques contra la Iglesia de variada naturaleza, no pueden frenar la Palabra de Dios y el testimonio de santos actuales, como demostró hace poco la canonización de los Santos Padres Juan XXIII y Juan Pablo II.

Les aviso que se ha iniciado la causa para posible canonización de un sacerdote personalmente ligado a nosotros: el Servidor de Dios, P. José Walijewski, fundador de esta parroquia de La Santa Cruz y de algunas parroquias en el Perú y la Casa Hogar Juan Pablo II, donde actualmente trabaja el P. José Hirsch. Les ruego su oración para el éxito de esta causa.

Yo tuve la bendición de ser el octavo misionero de la Diócesis de La Crosse en servir acá. Varios de mis predecesores ya han fallecido, incluyendo P. Walijewski en abril del 2006, y su amigo P. Luis Wozniak, unos 10 días después. Posteriormente los Padres Tomás Donaldson y Emmett Faber se han ido también a la casa del Padre. Habían 12 religiosas de las Dominicas de Sinsinawa que habían colaborado en esta parroquia; hace medio año falleció la muy querida Hna. Rosaleen.

Durante la historia de esta parroquia, fundada en 1958 con la bendición del primer Templo, el 3 de mayo, de aquel año, (y donde actualmente se está armando los nuevos bancos para el templo nuevo) se han desprendido de su territorio varias otras parroquias: Santo Domingo (con lo que es ahora Santísimo Redentor), La Resurrección, Santa Rosa de Lima,  y San Miguel Arcángel. Actualmente se crea dos parroquias más: La Virgen del Valle en Valle Sánchez que se separa de Santa Rosa: Yo me acuerdo haber celebrado Misas allí en la escuela que construyó P. Wozniak, en mis primeros años acá), y ahora la de Nuestra Señora de Guadalupe, que incluye las capillas de Cristo Redentór y la Candelaria, todo lo que tenemos entre el 4to y 5to Anillos: también yo había trabajado mucho en estas zonas que ahora atenderán los Franciscanos Capuchinos.

Esta última división desprende una tercera parte del territorio de esta parroquia, y más importante, unas comunidades dinámicas, donde trabajan varias congregaciones religiosas: Las Hemanas de Santa Ana con el Colegio, Las Sacramentinas de Bérgamo y las Hermanas de Santa Isabel. Creo que vamos a sentir su ausencia en la pastoral y en especialmente en la fiesta parroquial este año en Septiembre. Espero que Ustedes, que gozan de las bendiciones de Dios en este hermoso templo, asumirán un papel más activo en la vida de la parroquia, apoyando no solamente con su acostumbrada generosidad económica, sino también en su misión evangelizadora y todo lo que nos identifica como parroquia, con el párroco actual P. Héctor

En estos días (1 de julio) llegará un nuevo misionero. Es un sacerdote que nos ha visitado varias veces, ya como seminarista y que llegá con entusiasmo: Se llama P. Keith Kitzhaber, alias P. José (más fácil). Que le haga sentir muy acogido, especialmente al asumir los retos que supone dejar su familia y todo lo conocido para iniciar esta aventura misionera.

Nota lo que vivió los primeros apóstoles según las lecturas hoy. Pedro fue encargado por Jesús con una gran responsabilidad por el mismo Jesucristo: “Sobre esta piedra edificaré mi Iglesia”. Cuando fue encarcelado después de asesinar a Santiago, hermano de Juan, toda la Iglesia oraba por él. Dios quiso que en este momento fuese liberado; en otro momento le pidió el testimonio de mártir.

Pablo también, reflexiona sobre su propia vocación y trabajo como Discípulo y Apóstol de Jesús, quien estuvo siempre a su lado dandole fuerzas: “He peleado hasta el fin del buen combate; concluí mi carrera, conservé la fe.”

Así, queridos hermanos, no cesan de orar por los pastores de la Iglesia hoy, tanto de esta parroquia, como de Mons. Sergio, y el Santo Padre Papa Francisco, y de manera especial por el Clero Diocesano que se reúne esta semana en Trinidad, para que permanezcamos fieles a la misión que el Señor nos ha encomendado, y que nunca seamos motivo de escándalo ante el Pueblo de Dios o de decepción ante nuestro Señor y la Virgen Santísma.

Oren también por mi. Me toca continuar apoyando como Obispo Auxiliar de Cochabamba a Mons. Tito Solari, quien cumplirá 75 años en Septiembre y actualmente ha estado de delicado salud. Esperamos hasta el fin del año, o cuando el Señor dispone, el nombramiento de un nuevo Arzobispo para pastorear la Iglesia de Cochabamba.

Desde los Santos Apóstoles y Mártires Pedro y Pablo, hasta el día de hoy, el Señor llama y acompaña a quienes quiere para edificar la Iglesia y proclmar el Reino de Dios. “A Él sea la gloria por los siglos de los siglos! Amén.