La Paz

Indígenas del TIPNIS apelan al Papa para exponer sus quejas

DEFENSA En la reunión de corregidores del Isiboro Sécure también decidieron invitar a la FIDH para denunciar la violación a sus derechos por parte del Gobierno.
       
Los corregidores del TIPNIS decidieron recurrir al papa Francisco y a la Federación Internacional de Derechos Humanos (FIDH), con sede en París, para poner en evidencia la vulneración de los derechos indígenas en el país. En el gobernante Movimiento Al Socialismo (MAS) consideran que este emprendimiento es una acción “política”.

Los originarios, que se oponen a la construcción de una vía por el medio del TIPNIS, definieron en su última reunión que acudirán ante el cardenal Terrazas, representante del Papa en Bolivia, para que realice las gestiones y coadyuve una reunión con los indígenas.

“Los corregidores han manifestado la voluntad de invitar al cardenal Julio Terrazas para que sea el interlocutor válido de nosotros ante el Papa para que considere en su agenda y pueda venir acá a Bolivia y reunirse con todos los pueblos indígenas de Latinoamérica”, declaró el dirigente de la CIDOB, Adolfo Chávez.

La relación entre el Gobierno del presidente Evo Morales y la jerarquía de la Iglesia Católica, desde 2006, se caracterizó por continuas tensiones mientras que en 2011, los vínculos con una fracción de indígenas de tierras altas y bajas comenzaron a resquebrajarse después de las marchas (VIII y IX) en defensa del TIPNIS.

El Ejecutivo considera que esta fracción de originarios que se opone a la construcción de una carretera por el medio del TIPNIS es usada por fuerzas políticas de la derecha y las ONG.

En la reunión de corregidores, realizada la pasada semana en Gundonovia, se acordó pedir a la Federación Internacional de Derechos Humanos (FIDH) que realice una visita al país y “sean testigos de los atropellos que hemos sufrido los indígenas en la posconsulta (realizada por el Gobierno) y en la intervención policíaca de la VIII Marcha”.

Una vez que se agoten estas dos acciones, los originarios podrían iniciar una marcha internacional de denuncia por la vulneración de los derechos indígenas por parte del Gobierno, que violó principios fundamentales de la consulta previa y antes de realizar este proceso inició obras (en el tramo I) para construir la carretera por el corazón de ese parque donde viven tres pueblos indígenas.

El diputado Javier Santibañez, del MAS, rechazó que el Gobierno de Evo Morales viole los derechos indígenas y cuestionó la validez de una intervención del cardenal Terrazas.

“El cardenal está en política, no es una persona en la que podemos confiar, porque a las claras es político”, añadió.

El asambleísta cuestionó las determinaciones de los corregidores del Isiboro Sécure porque, según su criterio, el Gobierno pretende implementar un plan contra la pobreza en el territorio indígena.

“Hay una deuda histórica con los pueblos indígenas, y el Gobierno quiere llevar desarrollo. ¿De eso se van a quejar?, no entendemos”, insistió Santibáñez.

Asimismo, argumentó que los dirigentes del TIPNIS desde hace mucho empezaron a explotar los recursos naturales y negó que el Gobierno destruya el parque.

        Defendió la realización y los resultados de la consulta en la que la mayoría de las comunidades se habría pronunciado a favor de la carretera por el TIPNIS.