La Paz

Sinodo de Obispos. Mons. Reimman anima a pensar sobre la situación de nuestra fe personal y comunitaria

Monseñor Reimman vive este tiempo particular y su participación en el sínodo como un tiempo de gracia donde puede aprender y escuchar otras experiencias de la vida eclesial de la iglesia.

Sobre el lema del sínodo: La nueva Evangelización para la trasmisión de la fe cristiana; señala que la fe es un don de Dios, un don que sale al encuentro de la persona y que se revela de muchas maneras.

“Un Dios que en el pasado era desconocido se revela luego a través de su Hijo Jesucristo que es el rostro visible del Padre“, y agrega: Jesús nos habla que esta Palabra es permanente y la fe no es otra cosa que un gesto de confianza a Dios que nos habla a través de Jesús.

A la consulta de la periodista sobre el cómo vivir esta trasmisión de la Fe, tal como pide el Santo Padre, Monseñor Reimman cree que esta invitación a trasmitir la fe es un desafío que se debe reflejar no solo de palabra también en las actitudes y la vida misma.

– Observo mucha gente que viene a visitar estos los lugares y quedan fascinados por el arte y la belleza pero me pregunto: hoy el hombre está encantado también por la belleza de la fe que nosotros como cristianos y como comunidad reflejamos…?”

Creo que este es el desafío, mi respuesta a esta invitación se refleja en mi actitud, en el servicio a los demás en las actitudes mismas que tenemos-.

En esa línea el mensaje para la comunidad católica en Bolivia es que también pueden unirse al desarrollo de este sínodo asumiendo estos desafíos de: repensar nuestra fe y como desde el lugar que uno se encuentra reflexionar en cómo se responde al Señor a través de los diversos acontecimientos tanto a nivel social, cultural, político y otros.

“El desafío es preguntarse cómo esta mi fe, cómo la reflejo, cómo la vivo; este sínodo nos compromete a ello”.

Click para descargar en formato MP3 (7.73MB)