Oruro

P. Mateo Bautista hizo campaña por el 10% en Oruro

La llegada del padre Mateo Bautista a la capital orureña sirvió para ganar más adeptos que entendieron la visión que tiene la campaña “10% para salud”, y su línea netamente social para favorecer a las clases más empobrecidas y dotarles de un servicio de salud responsable y de buena calidad.

Entre sus últimas actividades durante su visita ofreció una misa en el Santuario del Socavón y una visita al Hospital General “San Juan de Dios”.

En la visita al nosocomio, el sacerdote mencionó que le apena ver la precariedad en la que están los ambientes, también observó la falta de personal en algunas especialidades.

“Realmente se necesita un hospital nuevo, que sea de tercer nivel, que tenga una vida útil de por lo menos de 30 años, con buena infraestructura, buen equipamiento y un personal capacitado, estamos realmente preocupados yo recorro el país constantemente y esta es una situación muy lamentable que se repite en otros centros”, indicó Bautista.

Indicó que en su visita le hablaron de un niño de 12 años que tiene leucemia y que la madre no tendría recursos para llevarlo a La Paz porque en Oruro no se tiene un especialista en esta área, por lo cual decidió que lo llevaría a Santa Cruz para que se le brinde una mejor atención. Estas solicitudes también se replican a nivel nacional, mencionó.

Haciendo una evaluación de su llegada a la tierra del Pagador, Bautista manifestó, “yo estoy muy contento por la hospitalidad de la población, también estoy muy contento del equipo impulsor de la campaña en esta ciudad y sobre todo creo que la gente ha entendido el mensaje que queremos dar con un proyecto de ley de un mínimo de un 10% en salud, es lo que necesita Oruro y Bolivia”.

El sacerdote volverá a Santa Cruz y luego realizara campañas de este tipo en Tarija y Beni, tendrá una caminata en Santa Cruz en seis días y otra similar en La Paz el 8 de agosto, afirmó que seguirá recorriendo el país con el objetivo de alcanzar las 500 mil firmas y que el proyecto se haga realidad.