Santa Cruz

Arzobispo de Santa Cruz destaca la importancia de la familia en la sociedad actual

Monseñor Sergio Gualberti durante su homilía dominical se refirió a la Sagrada Familia. El arzobispo de Santa Cruz dijo que el hecho de que el Hijo de Dios, al hacerse uno de nosotros, quiso contar con una familia terrenal reafirma el principio de que la institución de la familia no es invención del hombre, sino que es parte del proyecto inicial de Dios. 

“Él quiso que todo ser humano que llegue a este mundo, pueda nacer en el seno de una familia cimentada sobre el matrimonio, fruto del amor mutuo y exclusivo entre un varón y una mujer”, resaltó.

Hoy, agregó, la familia sufre problemas de todo tipo y está afectada en su integridad a causa de separaciones, divorcios y divisiones. Hay causas internas como la falta de madurez de las personas, la incomprensión e incapacidad en las relaciones.

También hay las sociales, como la falta de trabajo, la difícil situación económica y las migraciones, y las de tipo cultural, como la concepción individualista y hedonista de la vida, sin ninguna referencia ética y moral.

De igual forma, expresó su preocupación porque la familia es amenazada por corrientes de pensamiento que presentan modelos de familia totalmente ajenos al plan inicial de Dios.

En ese contexto, el prelado indicó que es necesario redescubrir la vocación de la familia cristiana, testimoniar y manifestar en su vida la alianza de amor entre Dios y la humanidad y la de Jesús con la Iglesia, un amor que se expresa en ayuda mutua, compasión, misericordia y perdón.

Dijo que la familia une a sus miembros, favorece la convivencia, impide el individualismo y lleva a la paz. “Nadie, ni siquiera el Estado, puede arrebatar esta potestad a la familia, caso contrario estaría vulnerando su libertad y sus derechos”, finalizó