Destacadas La Paz

Gobierno retrocede y no permitirá misas. Conferencia Episcopal pide prudencia

El Gobierno retrocede y suspende actos religiosos con 30% de aforo en la cuarentena
La decisión de permitir actos religiosos en la cuarentena dinámica fue suspendida hasta el levantamiento de las restricciones dispuestas para frenar la propagación del coronavirus

 5 de junio de 2020  LA RAZÓN – POR CARLOS CORZ

El Gobierno retrocedió y aplazó hasta el levantamiento de la cuarentena por el coronavirus la realización de actos religiosos, luego de una serie de cuestionamientos desatados por disponer la realización de estos actos con la presencia del 30% del aforo de una iglesia.

En la disposición final segunda del decreto de creación de la Unidad de Seguridad de Dignatarios (USEDI), a cargo de la Policía Boliviana, se dispone diferir la realización de actos religiosos como lo dispuso el parágrafo V del artículo 3 del decreto aprobado el 28 de mayo.

“En todo el territorio nacional, se difiere la aplicación del Parágrafo V del Articulo 3 del Decreto Supremo N° 4245, de 28 de mayo de 2020, para los actos y ceremonias religiosas, hasta el levantamiento de la cuarentena nacional, condicionada y dinámica”, refiere el decreto aprobado este jueves.

Una vez se conoció la apertura cuando se entró a la llamada cuarentena dinámica, hoy suspendida, se desató una serie de reacciones. La Conferencia Episcopal de Boliviana (CEB) aconsejó “prudencia” en abrir las iglesias para la celebración de actos religiosos y defendió la regulación dispuesta por el Gobierno.

El expresidente Eduardo Rodríguez, quien calificó de “irresponsable” que se haya flexibilizado reuniones en iglesias, más cuando el Estado es laico. “Permitir actos religiosos y prohibir otras actividades es irresponsable. La regulación en plena crisis sanitaria no debe olvidar que el Estado es independiente de la religión (Art.4 CPE)”, escribió el expresidente en su cuenta en Twitter.


Conferencia Episcopal pide ‘prudencia’ al abrir iglesias; Rodríguez lo ve ‘irresponsable’

El expresidente Eduardo Rodríguez calificó de irresponsable el permitir actos religiosos en medio de la cuarentena por el coronavirus. La Conferencia Episcopal respondió que es “normal” que el Estado regule esas reuniones

/ 29 de mayo de 2020 – POR CLAUDIA VILLCA

La Conferencia Episcopal de Boliviana (CEB) aconsejó “prudencia” en abrir las iglesias para la celebración de actos religiosos y defendió la regulación dispuesta por el Gobierno frente a los cuestionamientos del expresidente Eduardo Rodríguez, quien calificó de “irresponsable” que se haya flexibilizado reuniones en iglesias, más cuando el Estado es laico.

El secretario General Adjunto de la Conferencia Episcopal Boliviana, Padre José Fuentes, fijó la posición frente a un reciente decreto aprobado por la administración de Jeanine Áñez que permite celebraciones religiosas con las medidas de bioseguridad necesarias y con solo el 30% de aforo, durante la denominada cuarentena dinámica.

“Habría que pasar a esta participación de aforo cuando la curva (de casos de coronavirus) empiece a descender. Como Conferencia recomendamos a las jurisdicciones del país que haya prudencia en las actividades; pero todo lo que son matrimonios, bautizos, prestes y todas las que aglomeran personas nos parece que todavía no sería el momento, y solo en el caso de regiones con menos casos de COVID-19 tener la misa en el día y con poca gente”, sostuvo.

Una serie de reacciones desató esa determinación, cuando se prohíbe cualquier otro tipo de reunión. El expresidente Rodríguez cuestionó la medida dispuesta en el marco de la flexibilización de la cuarentena dispuesta para frenar la propagación del coronavirus.

“Permitir actos religiosos y prohibir otras actividades es irresponsable. La regulación en plena crisis sanitaria no debe olvidar que el Estado es independiente de la religión (Art.4 CPE)”, escribió el expresidente en su cuenta en Twitter.

El artículo 4 de la Constitución Política del Estado (CPE) hace referencia a que Bolivia es un Estado laico. “El Estado respeta y garantiza la libertad de religión y de creencias espirituales, de acuerdo con sus cosmovisiones. El Estado es independiente de la religión”, refiere.

“Un Estado laico no está en contra de la religión, ni tiene porqué llevarse mal, simplemente respeta la religión de todos; no tiene una religión en concreto sino que tiene que ser respetuoso con las opciones religiosas de todos. No sé a qué se refiere el señor Rodríguez porque es normal que un Estado cuide y regule estas reuniones religiosas”, respondió Fuentes.

Aunque aclaró que cada obispo en su diócesis debe tomar las determinaciones más pertinentes en medio de la cuarentena. “El tratamiento no será igual en cada región, pero la recomendación de prudencia es para todos”, insistió.

Fuente: Periódico La Razón


Gobierno da un paso atrás; ceremonias religiosas serán suspendidas

El pasado jueves, el Gobierno promulgó el DS 4245 de flexibilización de la cuarentena, que dispone la realización de actos religiosos, así como prohíbe otro tipo de actividades.

Página Siete Digital / La Paz – 5 JUNIO 2020

Tras numerosos cuestionamientos surgidos, finalmente el Gobierno dio un paso atrás al momento de permitir la realización de misas y “ceremonias religiosas” con un aforo de hasta el 30% dentro de una iglesia.

La Policía Boliviana dispone de “diferir” de la realización de actos religiosos, tal como dispone el DS 4245 en su parágrafo V del artículo 3.

Recordemos que la anterior semana fueron promulgados ocho decretos supremos, entre ellos el 4245, que permite la flexibilización de la cuarentena por coronavirus (Covid-19) y otras actividades, entre ellas las ceremonias religiosas.

Dicha norma señala en el parágrafo V del Art. 3 que se exceptúan “los actos y ceremonias religiosas con un máximo del treinta por ciento (30%) de aforo del lugar donde se desarrollen, garantizando el cumplimiento del distanciamiento físico, uso de barbijo y otras medidas de bioseguridad necesarias para evitar aglomeraciones y el contagio del coronavirus”.

Tras la promulgación del DS de contingencia de las medidas de confinamiento, permanecen suspendidos los “eventos públicos; funcionamiento de actividades culturales; deportivas, incluyendo gimnasios; festivos; políticos y todo tipo de reunión que genere aglomeración de personas”.

Sobre esa línea, el expresidente de Bolivia, Eduardo Rodríguez Veltzé, calificó de “irresponsable” permitir las ceremonias religiosas, a la vez que prohíbe otras actividades, como las culturales.

Recordó además que “el Estado es independiente de la religión”, como señala el Art. 4 de la Constitución Política del Estado.

En ese sentido la Carta Magna señala que “el Estado respeta y garantiza la libertad de religión y de creencias espirituales, de acuerdo con sus cosmovisiones. El Estado es independiente de la religión”.