Sucre

Religiosas de la Sagrada Familia renuevan compromiso de servicio

Las hermanas de la Sagrada Familia celebraron ayer un nuevo aniversario en la fiesta de la Sagrada Familia de Nazaret, renovando su compromiso y carisma de trabajo con las familias a través de la evangelización y los proyectos sociales.

Desde hace más de 50 años las religiosas de la Sagrada Familia trabajan en Bolivia. El proyecto comenzó con las religiosas misioneras de Alemania que llegaron a Chuquisaca en los años 60, concretamente a la región cinteña donde implementaron obras de solidaridad con las familias pobres.

Con una eucaristía en el templo Santo Domingo, las religiosas renovaron sus compromisos de dedicación especial a las familias.

El vicario de Pastoral de la Arquidiócesis de Sucre, Enrique Quiroga, dijo que la Sagrada Familia de Jesús es el sagrario de la presencia de Dios en la tierra y “la familia es el lugar en el que Dios se manifiesta, donde el hombre aprende los diferentes valores para construir su vida, abrirse a la relación con Dios y con la sociedad”.