Cochabamba

Más de 30.000 fraternos danzan hoy en Urcupiña

Hoy se llevará a cabo la Entrada folclórica, una de las principales actividades de la festividad de Urcupiña. Este año se prevé que más de 30.000 bailarines, de 73 fraternidades, recorrerán las calles del centro de Quillacollo, al ritmo de diversos géneros musicales del folclore boliviano.

Miles de danzarines se prepararon con devoción, invirtieron tiempo ensayando y dinero en la confección y el bordado de sus trajes, a pesar de que para esta gestión la Entrada se realizará en un día lunes laborable. 

René Valdez, el presidente de la Asociación de Fraternidades Folclóricas, informó que este año muchos fraternos que estudian o trabajan harán el sacrificio de pedir permiso para participar del recorrido. 

Se prevé que el mayor flujo de bailarines se concentrará a las 14:00 horas, cuando los fraternos hayan terminado sus actividades laborales o académicas. 

La primera comitiva iniciará la travesía a las 10:00 horas y se estima que llegará a la puerta del templo San Ildefonso a las 14:00. El recorrido de 4.25 kilómetros será logrado en cuatro horas, considerando el ritmo de avance de los bailarines. 

El representante de las fraternidades aseguró que la Entrada culminará aproximadamente a las 00:30.

CONTROL La Entrada contará con el resguardo de 800 efectivos policiales y 800 militares, durante toda la jornada. 

Este año, la organización instaló nuevos mecanismos de control y reglamentación. Se colocaron 12 cámaras distribuidas en la ruta, para evitar que se generen baches o paradas forzosas que retrasen a las fraternidades. 

El reglamento de las fraternidades dispone que los miembros no pueden consumir bebidas alcohólicas durante el recorrido. El representante aseguró que no permitirán que existan excesos. 

Además, la directiva de la Asociación cuenta con un sistema de control a través de banderas: La bandera azul significa 50 metros de retraso, la bandera amarilla 80 y la bandera roja 100. Un retraso mayor implica que el bloque de bailarines será reubicado al final del recorrido y que puede ser sancionado para el próximo año.