Internacional

Manifiesto por la familia mexicana

(México) “La verdadera causa del malestar social que vive México –violencia, pobreza, adicciones, inseguridad-, es el deterioro creciente del entorno que rodea a las familias mexicanas”, denunció el Consejo Mexicano de la Familia (ConFamilia) al presentar a los tres poderes de Gobierno y a la sociedad en general el primer Manifiesto por la Familia.

El documento, al alcance de todos, denuncia, entre otros conceptos, que mientras avanzan las Reformas Estructurales en proceso, el crecimiento avasallador de un entorno social contrario a las necesidades y valores de la familia mexicana, amenaza no sólo con anular los beneficios de dichas reformas, sino además, provocar un daño aún más grave al ya existente al núcleo familiar”.

“ConFamilia” es la primera asociación profamilia en México, con presencia en 12 estados, integrada por miles de ciudadanos preocupados por el deterioro del entorno en el que viven y que, como padres o miembros de una familia, están decididos a hacerse oír por las autoridades. Mejores familias, mejores hijos, mejores ciudadanos, y por lo tanto, una mejor sociedad es un principio básico de ConFamilia.

“Importantes indicadores internacionales nos ubican en vergonzosos primeros lugares en el ámbito internacional: somos de los primeros en impunidad, corrupción, consumo de cocaína, prostitución y pornografía infantil, secuestros, mala educación y obesidad, solo por citar algunos; estamos convencidos de que son situaciones que no se van a resolver por decreto, que son males de origen y que su origen está en el descuido de las autoridades del entorno que rodea a las familias”, afirmó Juan Dabdoub, Presidente Nacional de ConFamilia.

Un primer diagnóstico, afirma el presidente nacional de ConFamilia, “nos lleva a reconocer la ausencia de leyes y políticas públicas que protejan y fortalezcan a la familia y a la pobre aplicación de las que existen.

Directivos de ConFamilia entregaron personalmente a las autoridades, de los tres poderes de la unión, tanto federales como estatales, el manifiesto y sus anexos pidiéndoles su lectura, estudio y atención.

“Las familias Mexicanas han estado en silencio durante muchos años, ahora quieren hacer escuchar su voz se va a escuchar su voz y que se las reconozca como verdaderas protagonistas del desarrollo Nacional”, afirmó Juan Dabdoub.