Internacional

Justicia de Australia absuelve a obispo acusado de abusos

El obispo del ordinariato militar de Australia, Max Davis, fue absuelto de las acusaciones de abusos sexuales contra un menor, según el fallo de la Corte del Oeste del país que realizó el proceso del 8 al 15 de febrero pasado.

Lo indicó la diócesis australiana de las Fuerzas Armadas, en un comunicado que emitió una vez concluido el juicio, en el que precisa como el obispo, el 30 de junio de 2014 “renunció a su cargo” en la ‘Catholic Diocese of the Australian Defence Force’ para no obstaculizar el proceso judicial y que ahora “se tomará el tiempo necesario para decidir si regresa al ministerio público”.

El ordinariato castrense, siempre a través del comunicado, “animó a todas las víctimas que sufrieron abusos por parte del clero o personas vinculadas a la Iglesia, agencias o personas, a denunciar el caso a la policía y a buscar ayuda a través de las oficinas legales y servicios de apoyo”.

El obispo australiano había sido acusado por la policía local de haber abusado en 1969 de un menor de 16 años en la escuela St. Benedict, dos años antes de ser ordenado sacerdote y de otras acusaciones hasta 1972. Ocupaba el cargo de obispo castrense desde el 2003.

Mons. Davis defendió siempre su inocencia y durante el juicio salió a la luz que el obispo había denunciado ante las autoridades de la escuela a un religioso por las señalaciones recibidas por algunos estudiantes.