Nacional

Inseguridad ciudadana: “Reaccionemos todos, no solo para reprimir sino para educar en respeto, en la paz” Mons. Sergio Gualberti

Mons. Sergio Gualberti hizo escuchar su llamado de unificación, esperanza y paz. Asimismo exhortó al pueblo de Dios a respetar el derecho y practicar el precepto de la justicia como norma universal que vale para toda la humanidad.

El prelado apuntó que Dios ha traído la salvación indistintamente a judíos y paganos y actúa para poder desplegar su misericordia con todos, porque todos somos sus hijos y a todos nos quiere. Incluso cuando por el pecado nos alejamos de Dios, Él nos busca para que nos reconciliemos. Por la fe en Él se rompen todas las barreras raciales, sociales y culturales.  

Mons Gualberti exhortó al pueblo de Dios a tener en cuenta que “dialogar exige perseverancia y apertura en escuchar las razones y necesidades del interlocutor, y estar dispuestos a cambiar de opinión. Por ello nos invitó a “¡Qué todos acojamos esta enseñanza y aprendamos a dialogar, en nuestras familias y en todos los ámbitos de la sociedad.

Por otro lado Mons. Gualberti hizo una exhortación en el contexto de las próximas elecciones “es muy deseable que los distintos candidatos, comprometidos en la campaña electoral, en sus debates recurran a un diálogo respetuoso, constructivo y enriquecedor, y no los vuelvan espacios de confrontación y de insultos!

Al referirse al clima mundial por la paz, invitó al pueblo de Dios a que “elevemos hoy, una vez más y con toda confianza, nuestras oraciones no solo por nuestra vida cristiana, sino abriendo nuestro horizonte a las grandes necesidades del mundo. Vamos a orar por la paz en las naciones sumidas en la guerra, las persecuciones y el terrorismo, para que cese esa violencia inhumana que causa tantas víctimas y que no para ni siquiera ante mujeres y niños inocentes.

Mons. Gualberti expresó su preocupación por la escalada de la violencia contra la mujer que genera inseguridad en nuestro país, de manera particular en nuestra ciudad, “una violencia sobre todo en contra de las mujeres como el último caso antes de ayer, de esa joven Sofía, esa persona que ha sido asesinada y deambulada en el coche del que la ha matado”.

En ese contexto El Arzobispo de Santa Cruz convocó al pueblo de Dios a dar una respuesta “es el momento de que reaccionemos todos, no solo para reprimir sino para educar en respeto, en la paz, y esto comienza desde nuestra familia, el valorar a toda persona, de manera particular a la mujer en su gran dignidad. Asimismo manifestó que todos debemos elevar nuestras oraciones para esta persona y tantas otras víctimas en estos días, en estos meses en nuestra ciudad, para sus familiares y para que de verdad todos seamos constructores de este espíritu de respecto y de paz. De manera especial una invitación a los medios de comunicación que tanto pueden colaborar en este compromiso.

Al concluir su homilía pidió al pueblo de Dios acoger “la constante invitación del Papa Francisco a orar por él y que en estos días está realizando un viaje apostólico en Corea del Sud, para que el Señor le ilumine y bendiga con frutos abundante su anuncio y testimonio valiente de misionero del Evangelio de la vida y la salvación universal.