Oruro

Iglesia del siglo XVI de Santiago de Andamarca es atractivo del altiplano

La iglesia de Santiago, que data del siglo XVI es uno de los atractivos centrales del altiplano orureño. Se encuentra a pocos pasos de la plaza principal de Santiago de Andamarca, municipio situado a 160 kilómetros al Sudoeste de la ciudad de Oruro.

Este lugar es único en su género, porque en el interior aún permanecen intocables sus preciados objetos bañados en pan de oro, así como el retablo y el púlpito. Sin dejar de lado la imagen imponente de Santiago. En el exterior se aprecia la piedra tallada con finura y con las características de esa época.

Asimismo, se observa una torre, donde está la campana que aún tañe.

Los comunarios manifestaron que la idea de trabajar en dicha iglesia en su mantenimiento y mejoramiento, es para convertir a Santiago de Andamarca en zona turística.

Los habitantes de ese municipio piden a las autoridades que la iglesia sea restaurada porque existen muchas deficiencias arquitectónicas, debido al paso del tiempo. Entre ellos, el techo que era de teja fue cambiado por calamina y lo que se quiere ahora es que vuelva a ser de teja.

LEYENDA

Cuenta la leyenda que la iglesia fue construida en el camino que unía las ciudades de Potosí y Tacna, por donde los españoles transportaban plata en mulas, caballos y carretas. Por la zona se advierte un camino desgastado, que se cree era que se utilizó durante la Colonia.

En uno de esos tantos viajes que se realizaban, las mulas y los caballos que descansaban por el lugar, bebían agua del río que estaba por las cercanías. La sorpresa fue grande para los viajeros que observaban a sus animales morir. Por esa situación decidieron recurrir a los adivinos, para saber qué es lo que pasaba. Tras la consulta, les indicaron que en ese lugar debía construirse una iglesia, hecho que se realizó en 1723 entre españoles y nativos.

Se empleó mucho oro y bronce que se combinó para darle el realce que merecía a la nueva construcción.