Internacional

España no cumple con los mecanismos europeos de lucha contra la trata

La RECTP lamenta que el Estado español todavía no cuente con un nuevo plan integral para proteger a las ví­ctimas y prevenir esta lacra

Con motivo del Día Europeo de lucha contra la trata de personas, que se celebra este sábado, la Red Española contra la Trata de Personas (RECTP) ha vuelto a recordar hoy las obligaciones que el Estado español tiene pendientes de cumplir para proteger de manera integral a las víctimas de esta lacra.

“Tras casi dos años desde la finalización del I Plan integral de lucha contra la trata con fines de explotación sexual, las entidades miembro de la Red lamentan que a día de hoy no se disponga de un nuevo instrumento político que permita avanzar y mejorar las actuaciones de prevención y protección, a pesar de las aportaciones realizadas por la Red a finales de 2013 para la elaboración de un nuevo plan integral”, señalan en un comunicado.

Pese a los esfuerzos legislativos iniciados sobre la materia, como son el Proyecto de Ley del Estatuto Jurídico de la Víctima o la reforma del Código Penal, la Red Española contra la Trata recuerda que “tales iniciativas, que están aún en el trámite parlamentario para su aprobación, no cumplen con todos los objetivos en materia de protección de víctimas y prevención de la trata”. Por lo tanto, añaden, “la transposición de la Directiva europea 2011/36 no se ha producido aún, habiendo transcurrido más de un año desde la fecha límite otorgada por la Comisión Europea”.

En estos años, prosiguen, “tampoco se ha aprobado un Plan de lucha contra la explotación laboral como se venía pidiendo desde distintos ámbitos”. Asimismo, insisten, “falta todavía definir un mecanismo adecuado de derivación específico para niños y niñas víctimas de la trata, necesario para tener en cuenta sus necesidades especiales y su interés superior”. A ello se une “la reiterada preocupación ante la negativa del gobierno de considerar la trata de personas como causa de concesión de protección internacional”, subrayan.

Por lo tanto, concluyen, la Red Española contra la Trata de Personas sigue proponiendo “la adopción de una Ley Integral contra la Trata que incluya todos los fines de explotación”.

Por su parte, el papa Francisco ha denunciado reiteradamente que la trata de personas es un crimen contra la humanidad, y por eso la Iglesia junto a las personas de buena voluntad debe gritar “¡basta!” y llamar a aunar esfuerzos para socorrer a las víctimas.

“La trata de personas es una herida abierta en el cuerpo de la sociedad contemporánea, una llaga en el cuerpo de Cristo. Es un crimen contra la humanidad”, afirmó el Santo Padre al recibir a los participantes de la Segunda Conferencia Internacional Combating Human Trafficking: Church and Law Enforcement in partnership.

En otra ocasión, durante el rezo dominical del Ángelus, el Pontífice pidió también acabar con “los mercaderes de carne humana que quieren esclavizar a los inmigrantes y refugiados”.

La Red Española contra la Trata de Personas está compuesta por organizaciones nacionales e internacionales que trabajan en el ámbito de la lucha contra la trata de personas en España. La Red trabaja desde una perspectiva de derechos humanos de acuerdo a los instrumentos legales nacionales e internacionales aplicables en España.

Las organizaciones que pertenecen a la Red Española contra la Trata son: Antena Sur contra la Trata, AIETI, APRAMP, CEAR, Fapmi-Ecpat, Federación de Mujeres Progresistas, Fundación Cruz Blanca, Fundación Tierra de hombres, Fundación APIP-ACAM, Fundación Askabide, Médicos del Mundo, Mujeres en Zona de Conflicto, Proyecto Esperanza, Red Cántabra, Xarxa Catalana sobre la trata de persones y Women’s Link Worldwide.

Las organizaciones colaboradoras de la Red contra la Trata son: ACCEM, ACNUR, Amnistía Internacional, Cáritas Española, Conferencia Española de Religiosos (CONFER), Cruz Roja Española, OIM, Save the Children y Villa Teresita.