Cochabamba

Entre llanto y dolor velan a un voluntario potosino que murió en el Tunari

En medio de llanto y dolor, familiares y amigos velaban ayer a Ernesto Fanor Nina Mamani, voluntario del Grupo Especial de Operaciones de Salvamento (GEOS) que perdió la vida ayer mientras trabajaba por sofocar el incendio en el Parque Tunari. Nina era oriundo de Tupiza del Departamento de Potosí

Varias personas se congregaron en su domicilio ubicado en la zona de Pacata. Cerca de su ataúd blanco, rodeado de flores, familiares y compañeros de GEOS pusieron una imagen suya que se hizo viral hace algunos días, en la que se ve a Ernesto rescatando a un animal de los incendios de la Chiquitania.

Hoy, a las 15:00, se realizará una eucaristía para después, a las 16:00, los restos de Nina serán trasladados al cementerio general para su entierro.

La noche del 30 de septiembre el director departamental de Bomberos de la Policía, Fernando Villarroel, confirmó el hallazgo de su cuerpo que cayó 180 metros a un cañadón.

Diferentes sectores mostraron solidaridad con la familia doliente y entregaron reconocimientos a la familia.

Durante el velorio una imagen llamó la atención, un perrito negro permanecía cerca del ataúd. Era Nerón, el compañero de cuatro patas de Ernesto. Se mostraba inquieto cuando algunas personas se acercaban, pero luego solo se quedaba ahí calmado, esperando.

Hasta el cierre de edición, más del 90 % del incendio forestal en el Parque Nacional Tunari, en Cochabamba, está extinguido, aseguró ayer el gobernador Iván Canelas, tras una última evaluación de las tareas de sofocación. Ahora se ejecuta la técnica del “enfriamiento” para evitar se reavive el fuego.

Fuente: El Potosí