La Paz

Concluyó el XI Encuentro Nacional de las Comunidades Eclesiales de Bolivia

Con acuerdos prioritarios en los campos de la familia, la juventud, el medio ambiente y ámbito sociopolítico, además de una declaración concluyó el XI Encuentro Nacional de las Comunidades Eclesiales de Bolivia, realizado en la Diócesis de El Alto, del 10 al 13 de julio con la participación de 487 delegados de todo el país.


En la declaración se reafirma la vigencia de las CEBs, su metodología del ver, juzgar, actuar y su tarea profética en la realidad a la luz de la Palabra de Dios.

 
“Retornamos a nuestras comunidades con el firme propósito de llevar adelante las conclusiones y metas, fruto de este encuentro.
Pedimos a nuestros pastores el apoyo prioritario en el acompañamiento, fortalecimiento en el desarrollo del trabajo de las CEBs. “Porque hoy en día en un mundo que tiene hambre y sed de Dios necesita de testigos, de personas que sean sal y luz en el mundo”, aseguran en partes salientes de la declaración.

Texto completo de la declaración

Queridos Hermanos de nuestro Estado Plurinacional de Bolivia:
La Paz que brota de la fe y es fruto de la justicia sea con todos ustedes.

Nosotros como comunidades eclesiales de base aquí reunidos en el XI encuentro nacional de CEBs en la ciudad de El Alto en los días 10 al 13 de julio de 2.014 con objeto de construir un nuevo rostro de la Iglesia por la fe al servicio de la paz y la justicia. Les decimos.

A partir del compromiso asumido en nuestro caminar cristiano y fruto del análisis de nuestra realidad, vemos la necesidad de retomar nuestra mística de comunidad en la base en medio del pueblo, reavivando nuestro actuar socio político a la luz de la Palabra.

Basados en el Evangelio y llamados a construir el Reino de Dios en medio de las mujeres y hombres no debemos tener miedo de participar en la transformación de nuestra sociedad, las CEBs deben expresar lo bueno y lo malo de nuestra realidad siendo propositivos en el desarrollo de nuestra nación. Donde debemos actuar a partir de una conciencia crítica sincera y verdadera para el logro del SUMAK KAUSAY/ SUMA QAMAÑA/ TEKO PORÁ buen vivir del pueblo boliviano.

Reafirmando así la evangélica opción preferencial por los pobres, mediante la metodología del ver, juzgar, actuar, evaluar y celebrar. Para que sea verdaderamente liberadora, defensora de justicia y constructora de la verdadera paz.

Retornamos a nuestras comunidades con el firme propósito de llevar adelante las conclusiones y metas, fruto de este encuentro.

Pedimos a nuestros pastores el apoyo prioritario en el acompañamiento, fortalecimiento en el desarrollo del trabajo de las CEBs. “Porque hoy en día en un mundo que tiene hambre y sed de Dios necesita de testigos , de personas que sean sal y luz en el mundo”

Con el espíritu de caridad las CEBs “deben decir al mundo entero que lo que cuenta no es el poder, sino el servicio y el amor a nuestros hermanos” (Mons. Eugenio Scarpellini)

Fraternalmente los saludamos en la Paz del Señor,

Miembros delegados al encuentro