Análisis

Amparo Tos Boix (en Ecclesia Digital): “La hoz y el martillo”

Evo Morales ha obsequiado al Papa Francisco con un crucifijo en el que la cruz es la hoz y el martillo. Supongo que su intención es mostrar que la doctrina de Jesucristo y la del comunismo son una misma cosa.

En el siglo XXI, y en distintos lugares de la tierra, siguen sufriendo los cristianos, abierta o solapadamente, la persecución del comunismo. Por eso, a mí, esa imagen de Cristo clavado en el emblema comunista me ha recordado la conversión de san Pablo: “Saulo ¿por qué me persigues?”.