Sucre

64 Años del Movimiento Familiar Cristiano (MFC) en Sucre

64 años del MFC Sucre

El Movimiento Familiar Cristiano cumple 64 años de fundación, la institución a través de sus miembros envía un fraternal saludo a todos los integrantes y familias que forman parte de este movimiento fundado un 27 de mayo de 1958.

¿QUE ES EL MOVIMIENTO FAMILIAR CRISTIANO?

ES UN MOVIMIENTO de laicos comprometidos, asesorados por sacerdotes, de carácter apostólico que pretende cultivar la espiritualidad conyugal, para que la familia como célula fundamental de la sociedad cumpla con su misión de ser: formadora de personas, educadora en la fe y promotora del desarrollo social con solidaridad, justicia y paz.

CONFORMADO POR EQUIPOS

Integrados por parejas y familias, que se reúnen quincenalmente en diferentes hogares de los integrantes para tratar temas de matrimonio, la familia y la sociedad, iluminados a la luz del evangelio y de la Iglesia.

ESTÁ ORGANIZADO POR:

Equipos de base, en diferentes Parroquias, Barrios o Zonas. Equipo Arquidiocesano, a cargo de un matrimonio de presidentes, su directorio y el sacerdote como asesor espiritual.

Equipo Nacional, Organismo ejecutivo superior responsable del MFC de cada país.

El Movimiento Familiar Cristiano Católico ofrece a la comunidad, diferentes actividades de promoción y formación familiar, personal, moral y espiritual; mediante:

  • Cursillos prematrimoniales
  • Orientación familiar
  • Charlas y Talleres con diferentes temáticas dirigidas a escuelas, colegios, centros, etc.
  • Encuentros conyugales
  • Catequesis familiar en las parroquias
  • Catequesis de preparación para la confirmación de personas adultas
  • Jornadas de encuentro Padres e hijos
  • Noches de reflexión
  • Convivencias
  • Participación en los consejos parroquiales

El MFC Sucre coordina con la Pastoral Familiar de Sucre en diferentes actividades que promueven el bienestar de la familia en la sociedad.

ENTRE LAS FAMILIAS

Que integran el MFC, establece verdadero intercambio espiritual, fortalece el diálogo y apertura entre os cónyuges, abre una mejor perspectiva para un entendimiento entre padres e hijos.

CREA EN LA COMUNIDAD

Un clima de amistad y entretenimiento procurando acercar a adultos, jóvenes y niños; despertando en toda la noción de sus derechos y deberes comunitarios.

Lleva a descubrir la responsabilidad social de la familia en la transformación de una sociedad justa y de bienestar común.

FORMA PADRES

Para la educación de os hijos, logrando un equilibrio de interacción generacional que lleve a la familia al encuentro personal con Jesús.

ABRE A LA FAMILIA

Para la comprensión de los grandes problemas sociales de nuestro tiempo, llevando a que se preocupe más responsablemente por la promoción integral de todas las familias.

 

 

[Fuente: CENACOM]