Beni

Jornada de la IAM 2017: Mensaje del Obispo Responsable de Misiones en Bolivia

El Obispo responsable de Misiones en la Iglesia de Bolivia es Mons. Julio María Elías, que en la oportunidad de la celebración de la Jornada de la Infancia y Adolescencia Misionera 2017 el próximo domingo 30 de abril compartió un  mensaje con todos los misioneros y misioneras del país.

Queridos niños y adolescentes misioneros:

Un año más, con motivo de la Jornada de la Infancia y Adolescencia Misionera 2017, me dirijo

a ustedes para agradecerles por su espíritu misionero, nacido de la toma de conciencia de que, quien por el bautismo ha sido hecho discípulo misionero, tiene que anunciar con su palabra y hechos que Jesús es el único Camino que nos conduce al Padre, la Verdad que nos hace libres y la Vida que nos colma de alegría.

El Evangelio del tercer domingo de Pascua, que nos presenta la aparición de Jesús Resucitado a los discípulos de Emaús, nos manifiesta que esos dos discípulos, que han sentido arder su corazón mientras el caminante les explicaba las Escrituras y lo reconocieron que era su Maestro al partir el pan, se convierten en discípulos misioneros de Jesucristo resucitado, regresando a la comunidad de Jerusalén para contar lo que les había pasado por el camino y cómo lo reconocieron al partir el pan (Cfr. Lc 24,34-35).

El discípulo misionero que vive en comunión con Jesús, el Misionero del Padre, está llamado a vivir la comunión con todas las personas, ya que desde esa común unión se hace realidad lo que Él pidió al Padre en su última Cena Pascual y primera Eucaristía de la historia: “Que todos sean uno como tú, Padre, estás en mí y yo en ti. Sean también ellos uno en nosotros para que el mundo crea que Tú me has enviado” (Juan 17, 21). Es, por eso, que la presente Jornada Misionera, que tiene como horizonte el Congreso Misionero Nacional de este año 2017 y el V Congreso Americano Misionero del 2018, tiene el lema: “Discípulos en comunión, anunciamos a Jesús.”

Los cuatro temas, que las OMP y la sección de Misiones les entregan -El discípulo misionero llamado a vivir en comunión, Unidos a Cristo daremos buenos frutos, Enviados a anunciar la Fraternidad, La comunidad atrae cuando vive en comunión- quieren ser los medios para que especialmente ustedes, niños y adolescentes misioneros, vivan el gusto de la comunión y de la comunidad y, desde esas realidades, anunciar y comunicar la alegría del Evangelio, encarnado por obra del Espíritu Santo en el seno purísimo de la Virgen María, Jesucristo muerto y resucitado. Que la primera discípula misionera de su hijo e Hijo de Dios, la santísima Virgen María, les acompañe como Madre y Maestra para que, viviendo la comunión y la comunidad, testimonien lo que Jesús resucitado dice a sus discípulos: “Así como mi Padre me envió a mí, así yo los envío a ustedes” (Juan 20, 21).

+ Fr. Julio María Elías Montoya, OFM

Obispo Vicario Apostólico del Beni