La Paz

Educar para transformar es un acto de esperanza

“Es hora de mirar hacia adelante con valentía y esperanza. Que nos sostenga la convicción de que en la educación se encuentra la semilla de la esperanza: una esperanza de paz y de justicia. Una esperanza de belleza, de bondad; una esperanza de armonía social” Papa Francisco


A partir de una mirada retrospectiva que permitió vislumbrar los nuevos paradigmas de la educación en Bolivia, el Centro de Promoción del Laicado “Ricardo Bacherer” CEPROLAI, desarrolló el Conversatorio “Sueños de país” con el tema: Educar para transformar. Evento que se desarrolló a través de Zoom y fue difundido por Facebook Live.
Para referirse al tema “Iglesia, Educación y Pueblo” de las palabras a las obras Eduardo González y Javier Reyes participaron como expositores para comentar sus experiencias en el ámbito de la educación alternativa desde la opción de los pobres.
Acto seguido se presentó el sondeo de opinión: Como joven, ¿Cuáles son tus expectativas sobre la educación en Bolivia a futuro?, mismo que dio paso a la intervención de Mons. Fernando Bascopé referida al Pacto Educativo Global: “Educar es un acto de esperanza”. Finalmente, para reflexionar y compartir percepciones sobre el tema central del mencionado conversatorio los 55 participantes del evento compartieron sus percepciones sobre la educación boliviana actual en las salas de diálogo que se habilitaron para dicho cometido.

“Iglesia, Educación y Pueblo” de las palabras a las obras

Es necesario inaugurar nuevos cambios de época, de conversión y reconciliación, de redefinir visión y misión, de cambiar mentalidad, enfoques, métodos, orientación y paradigmas, con la participación plena y protagónica de todas y todos, con los pueblos y desde sus culturas… desde contextos rurales, regionales, departamentales y nacionales, desde desigualdades e inequidades a la búsqueda de transformaciones profundas en aras de justicia social, paz, equidad, los principios evangélicos y los valores humanos”. (A modo de prólogo, Eduardo González)

Eduardo González, en su exposición, compartió los principales hitos de la educación en Bolivia, desde el aporte de la Iglesia Católica, correspondientes a la primera y segunda mitad del siglo XX hasta nuestros días.
Entre ellas destacan experiencias como: Escuelas de Cristo, Escuela Ayllu de Warisata, el Concilio Vaticano II, Medellin, y diversos Congresos Educativos de la Iglesia Católica en Bolivia, entre otros.
El expositor, dio a conocer que a la fecha la Iglesia administra entre el 18 y 20% de unidades educativas de convenio en los subsistemas de Educación Regular Alternativa Especial y Superior.
Por su parte, Javier Reyes basó su análisis en base a la CETHA de la Red FERIA (Facilitadores de Educación Rural Integral Alternativa) que se refiere a una educación multi transformadora que involucra tres aspectos: Persona, sociedad y Madre Tierra.
El ser humano sostuvo Javier Reyes, tiene que auto transformarse para que exista una sociedad nueva. Por otra parte, es necesaria una socio transformación en la que estén involucradas la familia, el barrio, y la sociedad. Por último, la eco transformación, dijo el expositor, es una opción en el mundo indígena que apunta al respeto de la Madre Tierra, la naturaleza y el medio ambiente. Debemos respetar a todos los seres vivos en armonía con la naturaleza, si no, nuestro servicio educativo será incompleto, afirmó Reyes.

Pacto Educativo Global: “Educar es un acto de esperanza”

“Vivimos un cambio de época: una metamorfosis no solo cultural sino también antropológica que genera nuevos lenguajes y descarta, sin discernimiento, los paradigmas que la historia nos ha dado”. Papa Francisco
La cultura actual está atravesando por una emergencia educativa donde el hombre se encuentra en crisis y el mundo en desorden, sostuvo a su turno el presidente del área de Educación de la CEB Mons. Fernando Bascopé, para referirse en su análisis al Pacto Educativo Global promovido por el Papa Francisco.
El sumo pontífice, se dirige a quienes trabajan en el campo educativo y de la investigación y a las personalidades públicas en los ámbitos económicos, científicos, política, arte y familia que a nivel mundial se preocupan por el futuro de las nuevas generaciones con el propósito de gestar un pacto educativo común para una transformación positiva.
El desarrollo humano integral, afirmó Mons. Bascopé, debe darse según el proyecto de Dios. Utilizando las citas bíblicas de Génesis 2, 7-8 el expositor explicó la importancia de restablecer la unión del ser humano con Dios de manera armónica restableciendo la unidad, el orden y belleza en la búsqueda de la verdad para la comprensión del hombre, del cosmos y de Dios.


Dialogando sobre la educación Actual en Bolivia

Durante el desarrollo del mencionado conversatorio utilizando la herramienta tecnológica google forms se realizó la siguiente pregunta ¿Crees que el sistema educativo en Bolivia está preparado para afrontar los retos de la educación virtual?El 52% de los encuestados dijo que no, mientras que el 16% se mantuvo optimista con una respuesta afirmativa.
Por otra parte, las salas de diálogo permitieron a los participantes del evento dar a conocer sus testimonios y expectativas referidas a la educación en Bolivia en este periodo de pandemia.
Entre los aspectos más sobresalientes destacan la importancia de la democratización de los medios digitales para poder acceder a una mejor educación tanto en las áreas urbanas como rurales.
Por otra parte, los docentes deben continuar con el proceso de actualización y capacitación en el manejo de plataformas educativas y redes sociales que viabilicen el proceso de enseñanza – aprendizaje.
Asimismo el espacio de diálogo, permitió conocer testimonios de docentes como Eva Bautista que dando ejemplo de una verdadera vocación docente asumió, en este periodo de pandemia, el reto de continuar con el proceso educativo a través de la enseñanza semi presencial en beneficio de sus 28 alumnos en la zona de Senkata de El Alto.

“Los hombres de tu tierra —dijo el principito— cultivan cinco mil rosas en un jardín y no encuentran lo que buscan. —No lo encuentran nunca —le respondí. —Y sin embargo, lo que buscan podrían encontrarlo en una sola rosa o en un poco de agua… —Sin duda, respondí. Y el principito añadió: —Pero los ojos son ciegos”. El Principito