Internacional

Crónicas Vaticanas: Tiempo oportuno y tiempo inoportuno

Dios ha girado por completo un gran reloj de arena

Días después del funeral del Papa emérito Benedicto XVI he imaginado que las manos de Dios han girado por completo un gran reloj de arena y ahora el tiempo vuelve a correr, porque se ha cerrado un ciclo en el que convivían un Papa emérito y un Papa reinante.

Por la ley de la vida seremos testigos, en los siguientes años, de la “obra fina” que el Sucesor de Pedro está realizando después de una década.

La Iglesia -Cuerpo Mìstico de Dios – abarca otras naciones y latitudes

Muchos me preguntan qué sucederá ahora y qué clima se vive por estos lados. Es inútil elucubrar, porque problemas siempre ha habido y, sobre todo, porque la vida del Pueblo de Dios sigue su curso: la iglesia se prepara a vivir un sínodo que durará hasta el 2024, luego vendrá el gran jubileo del año 2025, es decir la vida continúa con la conciencia que el Vaticano es una parte importante de la Iglesia, pero la Iglesia -Cuerpo Místico de Dios- abarca tantas otras naciones y latitudes.

El Papa Francisco a los embajadores: El derecho a la vida está amenazado allí donde se sigue practicando la pena de muerte

 Justamente, en referencia a esa universalidad, el Papa realizó hoy lunes su tradicional encuentro con los embajadores de los países que mantienen relaciones con la Santa Sede. Entre los mensajes de paz y justicia que lanzó resalto sus palabras contundentes sobre la violencia en Irán, nuestro Pastor dijo: “El derecho a la vida también está amenazado allí donde se sigue practicando la pena de muerte, como está ocurriendo estos días en Irán, después de las recientes manifestaciones que piden un mayor respeto por la dignidad de las mujeres.

 En este encuentro también aprovechó para señalar el  debilitamiento de la democracia en muchas partes del mundo y la polarización del continente americano (refiriéndose a lo que está sucediendo en Brasil)

Libro de Gänswein: algunos capítulos están escritos con la sombría tinta del resentimiento y revancha

 Por motivos de crónica no podemos dejar de mencionar que el ex secretario privado del Papa emérito y -hasta que no se anuncie lo contrario- Prefecto de la Prefectura de la Casa Pontificia, arzobispo  Georg Gänswein, sorprendió a todos con un libro donde narra su punto de vista sobre su experiencia vaticana. Si bien el libro saldrá a la venta este jueves, algunos capítulos están escritos con la sombría tinta del resentimiento y la revancha, con la convicción personal de contar la verdad. 

En efecto causó estupor que antes del entierro concedió entrevistas contraponiendo el estilo de los dos últimos pontificados.

Papa Francisco en el Angelus. “El chismorreo es un arma letal: mata, el amor, la sociedad, la fraternidad”

Lo interesante de todo esto fue que hoy lunes a medio día, la Sala de Prensa informó que el Papa Francisco concedió una audiencia privada a Gänswein. Por supuesto, oficialmente, no sabemos cuál fue el contenido de ese encuentro. Pero esto nos puede ayudar. Ayer, el Papa en el Ángelus dijo a los peregrinos: “Reflexionemos: ¿soy un discípulo del amor de Jesús o un discípulo del chismorreo que divide? El chismorreo es un arma letal: mata, mata el amor, mata la sociedad, mata la fraternidad. Preguntémonos: ¿soy una persona que divide o una persona que comparte?

 Y pensar que en el mencionado libro hay un apartado titulado “La traición insospechada”.  

Creo que por ahora lo mejor será descender a las grutas vaticanas, visitar la tumba de Benedicto XVI y rezar por la unidad.

 

Por: Ariel Beramendi

Imagen: Vía de la Conciliación la madrugada del funeral de Papa Benedicto XVI -Imagen: Archivo privado