Sucre

Consagración de nueve niñas en Sucre para el inicio del camino cristiano como monaguillas salesianas

Monaguillas salesianas-1

Durante la misa dominical desde la Catedral Metropolitana de Sucre 9 niñas dieron un paso importante para sus vidas, comprometiéndose a servir al Señor en el acolitado: una inquietud por el servicio del altar y su amor a la Eucaristía. Las niñas, acompañadas por sus padres, realizaron las promesas y han sido aceptadas para iniciar el camino cristiano como monaguillas salesianas.

Durante todo el año han estado en la primera etapa llamada “Koinonia” que significa “comunidad” y aprendieron a vivir en comunidad, a encontrar a Jesús en medio de ella. Después de ser llamadas por sus nombres expresaron: “aquí estoy, Señor”. Posteriormente el celebrante bendijo las albas en manos de los padres. Los papás son parte fundamental del crecimiento cristiano de sus hijos, es por esto que también se hacen participes de esta Promesa. Los padres proceden a revestir al niño o niña y al finalizar la familia toma asiento y deja que su hijo suba al presbiterio e inicie su servicio al altar.

El Concilio Vaticano II hablando del apostolado en la Iglesia y el papel del Laico en ella dice:

La formación para el apostolado debe comenzar desde la primera educación de los niños, incorporándoles a la comunidad local de la parroquia, de tal forma que en ella adquieran conciencia de que son miembros vivos y activos del pueblo de Dios”.

Los monaguillos desempeñan, por tanto, un auténtico ministerio y servicio en la Iglesia. Ejerzan pues su servicio con una sincera motivación y una profunda alegría que viene de Dios.

El alba es la vestidura que caracteriza al monaguillo. La imposición de ella es el signo que lo inicia en la vida de la comunidad del acolitado y lo compromete para el servicio del altar. Simboliza la pureza a la que los hijos de Dios somos llamados. El sacerdote bendice estas albas para que el Señor sea el que siempre acompañe su servicio.

Monaguillas salesianas-2

Monaguillas salesianas-3

Monaguillas salesianas-4

 

[Fuente: CENACOM]