Internacional

Comunicado de la Conferencia Episcopal de Guatemala ante la crisis que vive el país

Ante la crisis política que vive el país, y ante los últimos acontecimientos derivados del viaje del presidente Morales a la sede de Naciones Unidas y la noticia de la expulsión del comisionado Velásquez, la Conferencia Episcopal de Guatemala manifiesta:

1.- Su pesar por la intempestiva y, muy seguramente, injustificada expulsión del  comisionado Velásquez del país

2.- Su preocupación por la inestabilidad política que el mismo presidente Morales ha generado con su decisión

3.- Su convicción de que la lucha contra la corrupción y contra la impunidad constituye una necesidad impostergable y una tarea urgente para el Estado de Guatemala.  Debilitar la Cicig hoy equivale a favorecer, en nombre de supuestas banderas    soberanas, el que la impunidad y los corruptos salgan beneficiados

4.- El reconocimiento al amparo otorgado por la Corte de Constitucionalidad

5.- Pedimos, por tanto:

  • a. Al presidente de la República que asuma la responsabilidad y consecuencias de  sus actos
  • b.  los diputados al Congreso de la República que no se dejen llevar por intereses  partidistas y que tomen las decisiones que les competen atenidos a la búsqueda  del bien nacional
  • c. Al pueblo de Guatemala que exprese cívica y pacíficamente su sentir ante los  graves acontecimientos actuales 

La paz es fruto de la justicia (Isaías 32,17)

Que Dios Nuestro Señor bendiga a Guatemala en estas horas difíciles y permita que salgamos de la crisis con una institucionalidad fortalecida en que la búsqueda del bien común sea el norte necesario de toda acción política y ciudadana

+Gonzalo de Villa sj

Obispo de Sololá-Chimaltenango y Presidente de la Conferencia Episcopal de Guatemala