Internacional

Vuelven los peregrinos al Camino de Santiago

Vuelve el Camino de Santiago

Con aplausos son recibidos los peregrinos que cruzan los pueblos mientras recorren de nuevo el Camino de Santiago. Después de un año de pandemia y restricciones vuelve la ilusión a los albergues y aldeas que llevaban meses sin ver a caminantes rumbo a Santiago para abrazar al Apóstol

Peregrinar es para muchos un momento de silencio, meditación y parón. Cumplir una promesa o vivir una experiencia irrepetible. Es el fin de muchos otros que llevan en la mente llegar para abrazar al Santo y ganar la Compostela (el documento que certifica que has hecho el Camino).

Reapertura al turismo

Esta año tras el parón por la pandemia el Camino de Santiago vuelve a recorrerse desde hace pocos días. La apertura este 7 de junio al turismo internacional ha hecho que los distintos idiomas vuelvan a encontrarse en esta ruta.

Los peregrinos venidos de todas las partes del mundo han podido de nuevo caminar para ver al Apóstol gracias al certificado que acredita haber recibido la vacuna y poder llegar a España sin tener que mostrar un PCR negativa.

Heridas tras la pandemia

La Covid 19 ha abierto muchas heridas. Heridas que ahora buscan cerrar peregrinando a ver al Apóstol. Muchos lo han cogido con más ganas que nunca. Acostumbrados a hacer el Camino de Santiago cada cierto tiempo, vuelven ahora con más devoción y necesidad que otras veces.

Ha sido un año muy duro que necesita ser reparado. Esta pandemia ha despertado la fe de muchos que ahora, tras superar la enfermedad, cumplen la promesa de ir a ver al Santo.

Albergues a la mitad de su capacidad

Los peregrinos han devuelto la vida a muchos albergues que han comenzado a abrir sus puertas aunque sea a la mitad de su capacidad. Pueden descansar en ellos aunque una de las literas permanezca precintada y las habitaciones se reservan para grupos de convivientes. El aforo es del 50% en las habitaciones y del 30% en los comedores que vuelven a servir comida aunque sea para menos peregrinos de los que solían reponer fuerzas en ellos.

Esta reapertura ha permitido también recuperar la actividad a los restaurantes de la zona que después de muchos meses han vuelto a colgar el cartel de completo.

Como cuenta Sara, dueña de uno de ellos, “poco a poco vuelve el trabajo y las historias de los peregrinos que almuerzan en estos locales donde comparten sus experiencias de kilómetros”. Sara explica que no es como antes, pero que al menos “la ilusión ha vuelto a la zona”.
Aplausos por las calles

Los habitantes de los pequeños pueblos que atraviesa la ruta les acogen con los brazos abiertos. Como cuenta Pedro, peregrino que estos días camina , “es emocionante ver como los vecinos nos reciben entre aplausos” después de haber estado meses sin el privilegio de ver cruzar a los peregrinos camino de Santiago.

Más aún cuando les escuchan hablar en distintos idiomas y comprueban que han llegado desde otros países cuyas fronteras han estado cerradas hasta hace muy poco.

Llegar a Santiago

La meta es ahora más alcanzable. Tras soñar con este momento a lo largo de más de un año, la emoción que se siente al entrar en la Plaza del Obradoiro se multiplica. Si normalmente llegan 1.000 peregrinos al día, ahora lo hacen 300 .

Camino de Santiago

Pero estos concentran la emoción de todos y la hacen estallar al contemplar además una catedral que luce por primera vez sin andamios tras 8 años de obras. La retirada de los andamios permite ver la reja que corona la escalera de acceso a la catedral que ha sido restaurada con técnicas similares a las de los maestros herreros que forjaron la pieza original.

Un Camino que este año recorren con más fe los que lo hacen por aquellos que ya no están y que soñaron con recorrerlo por primera o por los que después de recórrelo unas cuantas este año lo contemplan desde otro sitio mejor.

 

[Fuente: Aleteia]