Internacional

UNICEF ASEGURA QUE 10 MILLONES DE PERSONAS NECESITAN AYUDA URGENTE

(Somalia) SOS de los obispos de Somalia: “Estamos ante el mayor desastre humanitario del mundo””Cientos de miles de hombres, mujeres y niños están huyendo a los países cercanos en busca de agua y comida

10 millones de personas padecen hambre en Cuerno de África Boletín: la hambruna vuelve a Somalia y otras noticias “La situación de sequía en Somalia está particularmente agravada por el hecho de que desde hace 20 años no hay una autoridad, un Estado” />

El desastre más grave según LOsservatore
En Somalia se está consumando “el más grande desastre humanitario del mundo”, advirtió hoy el representante del Vaticano en esa nación africana, el obispo Giorgio Bertin. En declaraciones a la Radio Vaticana, el obispo en Djibouti advirtió sobre la tardanza en la llegada de ayuda humanitaria, mientras que unos 400 mil somalíes están hacinados en el campo de refugiados de Dadaab, en Kenia.

De acuerdo con el Fondo de Naciones Unidas para la Infancia (Unicef), 10 millones de personas en Somalia tienen urgente necesidad de auxilio.

“Cientos de miles de hombres, mujeres y niños están huyendo a los países cercanos en búsqueda de agua y comida, mientras en el mundo continúan sin piedad las especulaciones que hacen subir los precios de los productos alimenticios”, lamentó Bertin.

“La situación de sequía en Somalia está particularmente agravada por el hecho de que ya son 20 años en los que ha hecho falta una autoridad, un Estado, sobre todo en la región centro-sur del país africano”, apuntó.

De acuerdo con el religioso, la falta de autoridad provoca que los efectos de la sequía, que está golpeando también algunas partes de los países vecinos, sean tan devastadores en Somalia, donde hay inseguridad y se dan continuos combates entre grupos diversos.

Insistió que es difícil hacer llegar las ayuda a causa de la falta de seguridad, aunque últimamente la organización islamista Al Shabab -que controlaba gran parte de esta zona-, ha señalado que cualquier organización no gubernamental (ONG) es bienvenida siempre que respete la cultura y la religión del lugar. (RD/Agencias)