Destacadas

Samir Chaudhuri: “Madre Teresa pidió hacer las cosas con amor y compasión”

 El 4 de septiembre de 2016 la Madre Teresa de Calcuta será proclamada Santa con una gran ceremonia en la plaza de San Pedro presidida por el papa Francisco. La herencia que dejó esta pequeña gran mujer se puede encontrar en cada rincón de Calcuta, pero no solo: las Misioneras de la Caridad continúan su obra en todo el mundo con la misma sencillez y rigor de la Madre. Pasean como ella llevando un habito sencillo, a pie, en los barrios pobres, y dan sin hacer preguntas, gratuitamente, ayudando indiferentemente hindúes, musulmanes, cristianos, ateos. Porque la religión, decía Madre Teresa, no debe dividir ni discriminar.

En la gran ciudad desde hace 42 años también trabaja elChild in Need Institute (Cini), guiada por el pediatra Samir Chaudhuri, que recuerda sus encuentros con la futura santa. Madre Teresa y Samir se cruzaron varias veces en la vida con acciones complementarias, ambos actuando con el objetivo común de cuidar a los más pobres en las comunidades marginales de la India.

“Cuando Madre Teresa comenzó su trabajo, inició de un concepto muy sencillo: dar amor y cuidado a personas que no tienen nada ni nadie a quien dirigirse. Esto normalmente no sucede porque en general se da esperando tener algo a cambio”, explica Chaudhuri en un comunicado. “Su trabajo nos ha influido profundamente. Cuando la envié para que inaugurara nuestro centro de conferencias, aproveché la ocasión para pedirle que hablara con mis colegas, para que fueran inspirados por sus profundas palabras. Ella nos ha pedido hacer eso que hacemos con amor y compasión”, precisa el comunicado.

Las hermanas de Madre Teresa ayudan a los pobres de Calcuta, de forma caritativa ofreciendo comida y asistencia que les permita sobrevivir. De forma paralela, el Cini se compromete para mejorar el estado de salud de las personas enseñándoles a nutrirse correctamente y apoderarse de la propia vida ofreciendo los instrumentos necesarios para mantenerse por sí solos. La pobreza no es solo una cuestión de necesidades materiales –continua Samir Chaudhuri– nosotros ahora tenemos que afrontar y responder a las necesidades mentales, sociales, psicológicas.  Y señala:“Nosotros hacemos demasiadas preguntas a los otros y a nosotros mismos. Nos hemos convertido en egoístas. Los pobres dan más que los ricos. Los pobres dan todo. Tenemos que abandonar el egoísmo y trabajar, como ha trabado ella”.