Cochabamba

REGLAMENTACIÓN DEL DIACONADO PERMANENTE EN LISTA PARA TRATARSE EN ASAMBLEA DE OBISPOS

Uno de los temas a tratarse en la XCII Asamblea de Obispos de Bolivia es el ministerio del Diaconado Permanente. El  2002, fue la ultima actualización de normas de este ministerio, para la próxima gestión se pretende tener aprobada el primer directorio y normas canónicas para la vida del diaconado. El nuevo precepto esta firmado por cinco años previos a una consulta que pretende ser aprobada en esta Asamblea Episcopal. Al respecto se dirige Rosemarie Sauma Muñoz de Comunión Eclesial de la Conferencia Episcopal Boliviana.

El Diaconado Permanente es un estado dentro de los ministerios ordenados de la iglesia católica que no precisamente son aquellos que serán ordenados presbíteros; sino es un servicio pastoral que realizan estos agentes dentro de las iglesias locales, parroquias y su misión esencial es atender la evangelización y sacramentos de la comunidad donde la presencia del sacerdote es mínima y si no es el caso, es de base fundamental tener un colaborador en las parroquias. 

Rosemarie explica que el Diaconado es un ministerio que aunque es antiguo en la historia de la iglesia es nuevo, por razones históricas el diaconado se ha convertido en el primer paso para el presbiterio, cuando nació no era precisamente para los futuros sacerdotes, sino para aquellos que podían prestar un servicio a su comunidad.

En la actualidad se recuperó esa dimensión ministerial.  “En Bolivia hay bastantes diáconos y es necesario reglamentar y tener una sola visión en cuanto a la formación, candidatos y a la vida familiar que tienen, reglamentar la vida de los diáconos a través de la doble sacramentalidad que es el diaconado y el matrimonio”.

“Hubo una reglamentación en el 2002, ahora estamos actualizando para que primero se apruebe en la asamblea de obispos y luego pase a un consejo para los ministerios, educación católica por un lado y luego la comisión o consejo para los presbiterios y diaconados que se realiza como un reconocimiento y aprobación desde Roma”, concluyó Sauma Muñoz.