Internacional

Los grupos del Sínodo piden un mensaje esperanzador y evitar malinterpretaciones

En el transcurso de la duodécima congregación general del Sínodo que trata los desafíos pastorales de la familia se dieron a conocer las observaciones que los 10 círculos menores hicieron a la Relatio post disceptationem, el documento de trabajo que reunió lo puntos debatidos en la primera semana de discusiones.

Los 191 padres sinodales con derecho a voto fueron divididos en diez círculos según el idioma que hablan: se armaron dos grupos de lengua francesa, tres de angloparlantes, tres de obispos de lengua italiana y dos de hispanohablantes.

Al reencontrarse en plenario, los relatores de cada grupo manifestaron su malestar con la difusión del documento provisional de trabajo, debido a que se trata de un texto tentativo y que requiere correcciones, aportes y sugerencias. A su vez, insistieron en dar un mensaje esperanzador a las familias cristianas y a las nuevas generaciones y pidieron rever las expresiones vertidas sobre las parejas homosexuales y las uniones de hecho para no generar malinterpretaciones.

En general, los círculos menores ofrecieron tanto una evaluación de la Relatio post disceptationem, presentada el lunes 13 por el cardenal húngaro Peter Ërdo, relator general del sínodo, y posibles sugerencias para su inclusión en el documento definitivo y conclusivo de la Asamblea que se presentará al Papa, conocido como Relatio Synodi,.