Internacional

Ginecólogos uruguayos se niegan a realizar abortos

( Montevideo / Uruguay) Todos los ginecólogos del departamento uruguayo de Salto, el cuarto más poblado del país y limítrofe con la Argentina, se negaron a realizar abortos al presentar recursos de objeción de conciencia, lo que supone un obstáculo para aplicar la ley vigente que permite el aborto hasta la semana doce del embarazo. En otras regiones los objetores superan el 90 por ciento.

La nueva legislación permite la “objeción de conciencia” a los médicos y la “objeción de ideario” a las instituciones sanitarias para oponerse al aborto, pero estas últimas están obligadas a dar una solución a las mujeres afiliadas y garantizar que el procedimiento se haga en otro centro de salud.

El secreto sobre la identidad del médico que se niega a participar en la interrupción del embarazo también está protegido por la nueva legislación.

Ahora, el Ministerio de Salud Pública (MSP) trata de convencerlos y analiza exigir una justificación real de la objeción al percibir que algunos abusan de esa alternativa sin tener razones religiosas o filosóficas.

Leonel Briozzo, el viceministro del MSP, atribuyó estos recursos al “desconocimiento” en el tema y aclaró que serán las instituciones médicas las encargadas de garantizar que los abortos por voluntad de la mujer se realicen.

“Muchas veces hay objeción de conciencia real y muchas otras veces no. Tiene que ver con otros aspectos”, interpretó días atrás. Puso el ejemplo de profesionales que discrepan con la reglamentación, pero recordó que “eso no tiene nada que ver con la objeción de conciencia” porque ésta no puede plantearse por “cuestiones instrumentales” sino por aspectos “religiosos y filosóficos”.

Finalmente Briozzo anunció que el Ministerio de Salud Pública convocará en marzo a una discusión profunda de la objeción de conciencia para clarificar el tema. Hasta entonces no se tomará ninguna medida. +