Oruro

Feligresas de la Catedral derribaron reja de terreno aledaño al templo

El conflicto que desde años involucra a la Iglesia Católica y la familia Ordoñez-Lima, por la disputa de un terreno aledaño al templo de la Catedral, ayer derivó en el derribo de una reja que protegía el predio, este hecho fue protagonizado por un grupo de feligresas motivadas por el criterio de que dicho espacio es de propiedad del citado templo.

La decisión fue asumida ayer por feligresas que aproximadamente a las 15:30 horas empujaron las rejas hasta derribarlas pidiendo la reposición de las piedras que constituían la ojiva (arco) situada en la pared próxima al terreno en disputa y que según se manifestó era parte de la iglesia que fue destruida para construir la actual.

Por esta iniciativa y para prevenir que las fieles a la Iglesia se hagan daño, otros feligreses y sacerdotes ayudaron a levantar las rejas que quedaron resguardadas en el patio de la Catedral.

Minutos después apareció Alberto Ordoñez, quién describió este hecho como un robo al reclamar a las fieles por la actitud asumida, momento que fue interceptado por las personas que continuaban en el lugar, lo que provocó que el vecino golpee a una de las mujeres que protagonizaron el derribo.

Este acto violento provocó que las feligresas reaccionen agrediendo a Ordoñez, acción que fue aplacada por sacerdotes y personas que apoyaban el reclamo de la Iglesia y que se encontraban en el lugar para apoyar la posición de Monseñor Cristóbal Bialasik, quien en horas de la mañana manifestó que de no existir la intervención de las autoridades para solucionar el problema se declararía en vigilia permanente en el lugar.

Tras la agresión física y verbal de ambas partes, Monseñor Bialasik comentó que este problema no hubiese sucedido, si autoridades competentes hubiesen hecho cumplir la resolución de la Corte Suprema mediante la cual se estableció que los esposos Ordoñez falsificaron documentos con el propósito de apropiarse de la franja de terreno situada al lado Este de la propiedad de la Iglesia, como se manifiesta en la sentencia 6/06 emitida el 20 de abril de 2006 por el juez de partido liquidador tercero en lo penal, Vicente Gonzales Aramayo Zuleta.

MUNICIPIO

En horas de la mañana se apersonaron al lugar donde se realizaba la vigilia, el oficial Mayor de Cultura, Miguel Guerra Tolín, el director de Asuntos Jurídicos, Edgar Blazz y la jefa de Regulación Urbana de la Alcaldía, Teresa Javier Sejas, quienes se comprometieron a revisar la documentación del caso.

Los funcionarios debían verificar si el predio es patrimonio de los orureños, pero con la finalidad de evitar mayores conflictos notificaron a Ordoñez para que suspenda cualquier remoción. Los fieles que escucharon el compromiso, lamentaron que hasta las 17:30 horas aproximadamente no volvieron los funcionarios municipales, para informar sobre la verificación comprometida.

FAMILIA ORDOÑEZ

Por su parte Alberto Ordoñez, negó la existencia de una sentencia en su contra mediante la cual se dicta una condena por uso de instrumento falsificado, falsedad material y falsedad ideológica”.

Sin embargo manifestó que la sentencia, no fue cumplida debido a que el párroco de ese entonces, Monseñor Tomás Chávez Uría desistió del proceso, memorial que hizo llegar a LA PATRIA en fotocopia junto a otra documentación mediante la cual Ordoñez acredita su derecho propietario.