Santa Cruz

EL CARDENAL SE SOMETE A ESTUDIOS DIGESTIVOS

El cardenal Julio Terrazas Sandóval (76) asiste desde el martes a la clínica Siraní para cumplir con sus controles médicos digestivos. El vocero del Arzobispado de Santa Cruz, Erwin Bazán, comunicó ayer que la primera autoridad de la Iglesia católica se encuentra en buen estado de salud y prevé retornar mañana a sus actividades.

El religioso estuvo el lunes en la apertura del retiro espiritual de obispos en Cochabamba y retornó a la  capital  cruceña para cumplir con la cita médica, que fue programada en noviembre del año pasado.

El miércoles, Julio Terrazas asistió a su consulta médica y ayer por la mañana fue visto nuevamente ingresando en la clínica, esta vez para someterse a unos estudios médicos.

Bazán informó de que probablemente hoy el cardenal tenga que volver a la clínica, porque le están practicando algunos estudios minuciosos, dentro de sus controles de rutina.

El vocero aseguró que el religioso se encuentra en buen estado de salud e insistió en que el control del sistema digestivo al que se está sometiendo fue programado con antelación.

La primera autoridad de la Iglesia católica en Bolivia tiene previsto retornar el sábado a sus actividades habituales, puesto que quiere encabezar la celebración  de una ordenación sacerdotal, programada para ese día.

Terrazas, que también es presidente de la Conferencia Episcopal Boliviana (CEB) ha sido sometido a dos cirugías del corazón y que luego de la última, realizada en 2009, estuvo bajo rigurosos cuidados con un importante progreso en su recuperación. También fue intervenido de la vista.

El Deber intentó conocer la versión de los médicos especialistas que cuidan la salud del religioso, pero todos se excusaron de dar detalles.