Martes, 12 Diciembre 2017

logo de la TAPA 6

10   Banner    Anunciate Aqui

A dos años de su partida, Monseñor Sergio recordó la fuerza profética con que el Cardenal Julio llevó adelante su misión y lo comparo con el Profeta Juan el Bautista, asegurando que “Cuando hablaba, al igual que Juan el Bautista, se sentía el portavoz, el servidor del Dios de la vida, por eso su defensa de los últimos y de los descartados de la sociedad, porque en los rostros de esos hermanos veía pisoteada la imagen y el rostro de Dios”.

Este sábado 9 de diciembre se cumplieron dos años del fallecimiento del Cardenal Julio Terrazas, primer Cardenal boliviano y la Iglesia cruceña se unió en oración mediante una celebración Eucarística que fue celebrada en la iglesia Catedral desde donde por tantos años el Cardenal Julio habló con firmeza del Dios de la vida. La Misa fue presidida por el Arzobispo de Santa Cruz, Monseñor Sergio, los Obispos auxiliares: Monseñor Estanislao y Braulio y concelebrada por 15 sacerdotes y tres diáconos; además de la especial presencia de familiares y fieles de la Iglesia Cruceña.

Terminada la Eucaristía, se dirigieron en procesión hasta la tumba donde descansan los restos mortales del Cardenal y con canticos y rezos pidieron para que sea acogido en el Reino Eterno.

A cotinuación, compartimos algunas de las ideas expresadas en la homilía de Monseñor Sergio:

En su Homilía, el Arzobispo Cruceño hizo un paralelismo entre la vida y misión del profeta Juan el Bautista y la del Cardenal Julio, una misión que supo llevar adelante con fuerza profética, aseguró.

Al mirar esta figura de Juan el Bautista, el último profeta del A.T. y el primero del N.T., me es espontáneo pensar en nuestro querido Cardenal Julio, el profeta de la palabra cálida y convincente que expresaba cariño y cercanía, cuando se dirigía a los pobres y a las víctimas de nuestra sociedad, pero también con la palabra fuerte y valiente en denunciar toda clase de injusticias y atropellos que atentaban los valores humanos y cristianos, comenzando por el don de la vida”.

El Prelado recordó que “Cuando hablaba, al igual que Juan el Bautista, se sentía el portavoz, el servidor del Dios de la vida, por eso su defensa de los últimos y de los descartados de la sociedad, porque en los rostros de esos hermanos veía pisoteada la imagen y el rostro de Dios”.

A tiempo de recordar una de sus expresiones preferidas “el Dios de la vida” señaló que es seguramente una de las que mejor definen su ministerio sacerdotal y episcopal. Y en ese sentido señaló que “El compromiso del Cardenal Julio, por la vida, la justicia, la solidaridad, la libertad, la verdad, por la defensa de los valores democráticos, no nacía de un afán de poder o de prestigio, sino del deseo de actualizar el anuncio del Evangelio de Jesucristo, del reino de Dios, parte esencial de la misión de todo cristiano y a mayor razón del pastor”.

“El reinado de Dios es el señorío del amor de Dios sobre el mundo personificado en Jesucristo mismo, donde la autoridad es servicio y donde el poder es la fuerza del amor que transforma la historia de la humanidad, liberándola de toda clase de esclavitud y de la muerte. El Reino de Dios no es otra cosa que una relación de amor: del ser humano con Dios y entre nosotros”.

“Desde esta óptica el Cardenal Julio estaba muy atento a todo lo que acontecía en la Iglesia y la sociedad, en actitud vigilante y contemplativa del desierto interior, para descubrir allí lo que estaba en consonancia o en discordancia con el Evangelio.

“Esta visión y el testimonio de vida ha sido lo que ha dado tanta fuerza a su predicación como servidor del Reino de Dios y “Servidor de todos”. En esta misión, nada ni nadie lo hizo vacilar, ni callar, tampoco las incomprensiones y los ataques abiertos e injustos de parte de autoridades y otros grupos”.

Finalmente, el Prelado invitó a todos a hacer memoria en nuestro corazón de sus palabras y su testimonio que siguen siendo más actuales que nunca, para que, como Él y como Juan el Bautista, seamos también nosotros valientes testigos de la Buena Noticia, el Evangelio de la vida, el amor, la justicia y la paz”. 

Información adicional

  • Fuente Campanas - Iglesia Santa Cruz

Este próximo sábado 9 de diciembre se recuerda el segundo aniversario de fallecimiento de S.E. Cardenal Julio Terrazas Sandóval. La Iglesia Católica invita a todo el pueblo a participar de la Eucaristía que, en sufragio de su alma, se celebrará este sábado 9 de diciembre a horas 18:30 en la iglesia Catedral.

La Eucaristía estará presidida por Monseñor Sergio Gualberti, Arzobispo de Santa Cruz y concelebrada por los Obispos Auxiliares junto a los sacerdotes de la Arquidiócesis de Santa Cruz y fieles que lleguen para unirse en oración y visitar la tumba del extinto Cardenal.

Un 9 de diciembre del año 2015, la Iglesia Católica daba a conocer la noticia del fallecimiento del primer Cardenal Boliviano que había padecido tras una larga enfermedad.

La noticia causó gran conmoción en el pueblo boliviano de donde empezaron a llegar muestras de sincero dolor y afecto; tanto el traslado de sus restos mortales desde su domicilio hasta la Catedral, como el velorio y posterior entierro, fueron actos públicos a los que acudió una multitud sin precedentes, dejando patente la íntima comunión entre el “servidor de todos” y su pueblo por quien trabajó denodadamente durante toda su vida en su ministerio de sacerdote, Obispo y después Cardenal.

Información adicional

  • Fuente Arzobispado de Santa Cruz

La Eucaristía fue en memoria de los sacerdotes, Obispos, Arzobispos y el Cardenal Julio Terrazas, hombres de Dios que entregaron su vida al servicio de esta Iglesia en Santa Cruz y que hoy están gozando de la plenitud del Reino.

La Basílica Menor de San Lorenzo Mártir tiene un mausoleo reservado para los Obispos. El 2015 se realizó una pequeña modificación y se pintó un imponente mural con la escena de la resurrección, allí se colocó la tumba del Cardenal Julio quien fuera Arzobispo de Santa Cruz por más de ….

La Eucaristía se celebró a las 8 de la mañana y fue presidida por el Arzobispo de Santa Cruz, Monseñor Sergio Gualberti y concelebrada por los Obispos auxiliares, Monseñor Braulio, Monseñor Estanislao y Monseñor René, además del Vicario General de Santa Cruz, Padre Juan Crespo.

En la conclusión de la Eucaristía, se digirieron en procesión hasta la tumba del Cardenal Julio, allí realizaron plegarias y cantos solemnes en intercesión por el alma de nuestro querido Cardenal.

 

A continuación le presentamos una pequeña galería de fotografias publicadas en nuestra pagina de facebook donde se observa las lápidas de los recordamos Obispos y Arzobispos de Santa Cruz, ocasión propicia para elevar una oración de gratitud a Dios por la vida estos hombres que siriveron a nuestra Iglesia Cruceña:

Información adicional

  • Fuente Campanas - Iglesia Santa Cruz

Con un mensaje que destacó la fuerza de la Palabra de Dios pronunciada por boca del Cardenal Julio y su gran testimonio de fe en el Dios de la Vida, Monseñor Sergio Gualberti presidió la eucaristía en recuerdo del aniversario natal del Cardenal Julio Terrazas…

Concelebraron Los Obispos auxiliares, Monseñor Estanislao Dowlaszewicz y Braulio Sáez junto a más de una veintena de sacerdotes y diáconos.

Al terminar la Eucaristía, los celebrantes fueron un momento a la tumba del Cardenal a orar y bendecir el sepulcro junto a los fieles que acompañaron este gesto con marcado respeto.

Parafraseando una lectura de Isaías, Monseñor Sergio aseguró que la Palabra de Dios pronunciada por el Cardenal Julio, no volvía al cielo sin antes producir fruto.

También aseguró que “el Cardenal ya debe estar celebrando la gloria del Señor. Es por eso que nos hemos reunido para hacer acción de gracias al Dios de la Vida, a ese Dios de la Vida en quien el Cardenal Julio tanto creyó y testimonió con su vida”.

En la parte final de su homilía, el Prelado cruceño exhortó que cada uno de los fieles de esta Iglesia que peregrina en Santa Cruz, a que como el Cardenal Julio, sean también “Servidores de Todos”

Información adicional

  • Fuente Con un mensaje que destacó la fuerza de la Palabra de Dios pronunciada por boca del Cardenal Julio y su gran testimonio de fe en el Dios de la Vida, Monseñor Sergio Gualberti presidió la eucaristía en recuerdo del aniversario natal del Cardenal Julio Terrazas… Concelebraron Los Obispos auxiliares, Monseñor Estanislao Dowlaszewicz y Braulio Sáez junto a más de una veintena de sacerdotes y diáconos. Al terminar la Eucaristía, los celebrantes fueron un momento a la tumba del Cardenal a orar y bendecir el sepulcro junto a los fieles que acompañaron este gesto con marcado respeto. Parafraseando una lectura de Isaías, Monseñor Sergio aseguró que la Palabra de Dios pronunciada por el Cardenal Julio, no volvía al cielo sin antes producir fruto. También aseguró que “el Cardenal ya debe estar celebrando la gloria del Señor. Es por eso que nos hemos reunido para hacer acción de gracias al Dios de la Vida, a ese Dios de la Vida en quien el Cardenal Julio tanto creyó y testimonió con su vida”. En la parte final de su homilía, el Prelado cruceño exhortó que cada uno de los fieles de esta Iglesia que peregrina en Santa Cruz, a que como el Cardenal Julio, sean también “Servidores de Todos”

Un día como hoy, el Cardenal Julio Terrazas cumpliría 81 años de vida. Ya transcurrió poco más de un año desde que falleció el 9 de diciembre de 2015.

Aquel día, después de una larga enfermedad que soportó con estoicismo, sus ojos se cerraron y pasó a la presencia del Padre. El Arzobispo de Santa Cruz, Monseñor Sergio Gualberti anunció el deceso del único Cardenal Boliviano.

Hoy martes 7 de marzo, Monseñor Sergio Gualberti presidirá La Eucaristía en la Catedral a las 19:30 horas, recordando a nuestro amado Cardenal. También habrá una Eucaristía presidida por Monseñor René Leigue, Obispo auxiliar de Santa Cruz, en la “Casa de acogida Cardenal Julio Terrazas”, a la que le seguirá una verbena popular. La Casa de acogida se encuentra en la Calle Madrejón y tercer anillo interno, zona del mercado Abasto.

Datos biográficos

CARDENAL JULIO TERRAZAS SANDOVAL, CSSR

Nació en Vallegrande, departamento de Santa Cruz, Bolivia, el 7 de marzo de 1.936, en el seno de una familia numerosa. Realizó sus estudios básicos y secundarios en su ciudad natal. Ingresó al Seminario de los PP. Redentoristas de San Bernardo (Chile) en 1.952. Hizo su noviciado en Salta, Argentina en 1.956. En 1.957 pronunció su profesión religiosa.

Cursó estudios de Filosofía y Teología en el Instituto de los PP. Redentoristas de Córdoba, Argentina. Recibió la ordenación sacerdotal el 29 de julio de 1.962.

Posteriormente siguió estudios superiores y obtuvo el Título de Pastoral Social en la Universidad de EMACAS (Lille-Francia). En 1.973 fue designado Delegado al Capítulo General de su Congregación. Fue Párroco y Superior de la Comunidad en Vallegrande y Vicario Foráneo hasta 1.978.

Fue ordenado Obispo el 8 de junio de 1.978 y nombrado Obispo Auxiliar de La Paz. Se desempeñó como Presidente de la Comisión Episcopal de Laicos, Juventud y Vocaciones. Y Miembro de la Comisión de Laicos del CELAM.

Fue designado Obispo de Oruro el 9 de enero de 1982 y posesionado el 25 de marzo.

Participó en varios Sínodos, el de 1.980 sobre la familia; el extraordinario de 1.985 en ocasión de los 20 años del Concilio Vaticano II el Sínodo de Laicos en 1.987 y el Sínodo de América en 1.997.

Estuvo presente también en el Congreso Mundial de Vocaciones realizado en 1981 y en la Conferencia Episcopal Latinoamericana en Santo Domingo en 1992.

El 5 de febrero de 1.991, el Santo Padre Juan Pablo II, lo nombró Arzobispo de Santa Cruz de la Sierra y fue posesionado el 14 de abril del mismo año. El 15 de agosto de 1.997 convocó el II Sínodo Arquidiocesano de Santa Cruz, con el fin de revitalizar la vocación eclesial de todos los bautizados.

Elegido Presidente de la Conferencia Episcopal de Bolivia en seis períodos: 1985, 1.988, 1.997, 2.000, 2003 y 2006.

En abril de 1.985 fue nombrado Presidente de la Comisión de Hermandad.

Creado Cardenal por el Papa Juan Pablo II en el Consistorio del día 21 de febrero del año 2.001.

Recibe en el año 2002 de Su Santidad Juan Pablo II el nombramiento como Miembro del Consejo Pontificio para Laicos. Ratificado en el mes de abril de 2.008 por el Santo Padre Benedicto XVI.

En septiembre de 2004 fue Delegado del Papa Juan Pablo II ante el Congreso Eucarístico de Corrientes-Argentina.

Ratificado como Consejero de la Pontificia Comisión para América Latina en el mes de mayo de 2006.

Nombrado Moderador del Consejo Latinoamericano y Caribeño de Líderes Religiosos de la Conferencia Mundial de Religiones por la Paz en el año 2006.

Elegido Presidente del Departamento de Justicia y Solidaridad por el CELAM en agosto del 2007.

El 19 de abril del 2005, participó en el Conclave que eligió como Papa a Benedicto XVI

El 13 de marzo, participó por segunda vez en un conclave y en el cual se eligió al Papa Francisco.

El 25 de mayo del 2013 el Papa Francisco acepta su renuncia al gobierno pastoral de la Arquidiócesis de Santa Cruz.

 El Cardenal boliviano Julio Terrazas, falleció el miércoles 9 de diciembre a las 19:15 horas. Así lo hizo oficial el Arzobispo de Santa Cruz, Mons. Sergio Gualberti en conferencia de prensa en Diakonía.

Información adicional

  • Fuente Iglesia Santa Cruz

La “Primer a verbena por el recuerdo del Cardenal Julio Terrazas” dice la invitación que nos hace llegar la casa de acogida que lleva el nombre de nuestro amado Cardenal.

Se trata de una propuesta cultural donde se podrá disfrutar de: Ferias de artesanías,  comida saludable natural,  comida Vallegrandina, respotería,  grupos musicales al vivo y una serie de sorpresas.

La cita es este 7 de marzo a las 19:00 horas en las instalaciones de la misma casa de acogida, calle Madrejón y tercer anillo interno.

verbena

Información adicional

  • Fuente Iglesia Santa Cruz

Aquí rueda la pelota todos los días del año desde las 5 de la mañana con los primerísimos rayos del día hasta las 12 de la noche, aquí la pelota no para nunca. La canchita de tierra en la cárcel de Palmasola debe ser la “cancha más pisada del mundo”.

Y es que en Palmasola el Fútbol no es solo una “pasión de multitudes” sino una cuestión de sobre vivencia. Para algunos este deporte es parte de una terapia de rehabilitación y reinserción social establecida en la ley que rige el sistema penitenciario y, para para otros muchos, el fútbol es una fórmula que ayuda a olvidar que está pasando el tiempo o al menos a hacer que pase sin sentirlo porque aquí las horas duelen y duelen más si no se sabe cuánto tiempo se purgará la pena, como ocurre con el 69% de los privados de libertad que están sin sentencia.

Además de la capilla donde el capellán de Palmasola celebra la eucaristía todos los domingos, la canchita de fútbol siete debe ser el lugar más popular para los 4.000 internos del régimen abierto o PC4.

Los 31 pabellones del PC4 tienen equipos que participan en una de las dos categorías vigentes, la categoría novatos y la categoría “A”. Este año, los delegados de los equipos de Palmasola decidieron rendir homenaje al Cardenal Julio Terrazas que durante tantos años los visitó denodadamente. Por ello, pusieron su nombre a la copa del campeonato apertura “Copa Cardenal Julio Terrazas”. Tuve el honor de visitarlos este jueves para presenciar la final y entregar la copa al campeón.

Merecido tributo al servidor de todos que durante tantos años compartió con ellos un mensaje de esperanza. Soy testigo que para el Cardenal era sagrado visitar a los privados de libertad y celebrar con ellos la pascua de Cristo invitándoles a salir de los verdaderos sepulcros y volver a vivir. Varios años tuve la bendición de acompañarlo y de ver como valoraba este servicio pastoral.

Fue precisamente el Cardenal quien promovió la Pastoral Penitenciaria de la Iglesia Católica que hoy se traduce en una serie de programas sociales y académicos que forman parte de las escasas políticas de reinserción social con las que cuenta este penal.

El próximo 9 de diciembre recordaremos un año desde su partida a la casa del Padre. La Arquidiócesis de Santa Cruz ya prepara una celebración de cabo de año y otras iniciativas para mantener viva la memoria y recuperar el legado de nuestro “Tata”.

Mientras tanto que la pelota no pare, que no pare porque equivocarse no es el final del camino sino el comienzo de uno nuevo, o como dijo el Papa Francisco “Reclusión no es lo mismo que exclusión, porque la reclusión forma parte de un proceso de reinserción en la sociedad”.

Lic. Erwin Bazán Gutiérrez.

Información adicional

  • Atención Las opiniones de este sector son de la total responsabilidad de sus autores, Infodecom no se identifica necesariamente con las opiniones vertidas en esta sección
  • Autor Erwin Bazan Gutierrez - Sitio Web Iglesia Santa Cruz

Es miércoles, día de Corpus Christi en Santa Cruz de la Sierra. El cielo amaneció completamente encapotado y la tarde se acercaba con un viento frío y olor de lluvia que amenazaban con descargarse en cualquier momento. Desde las 13:00, familias enteras, sacerdotes, religiosas, parejas y grupos de jóvenes de diferentes parroquias llegaban al estadio Ramón Tahuichi Aguilera cubiertos de chompas, chamarras, chulos y chalinas.

Desde el césped del estadio, los ministerios de música animaban la fiesta y transmitían el calor humano con cánticos y palmas. Centenares de estudiantes de colegios católicos, con coreografías y mosaicos alusivos a la fiesta católica, le daban el colorido a la celebración del Cuerpo y la Sangre de Jesucristo.

Cuando el reloj marcó las 16:00, ingresaba en andas a la "Mamita" de Cotoca que lucía una corona y un vestido color rosado con vivos, que se imponía en medio de los monaguillos y jóvenes voluntarios que la precedían. Atrás de ella, vestido de una bata blanca con una casulla dorada, una mitra en la cabeza alta y apuntada y su báculo de Pastor, Monseñor Sergio Gualberti caminaba acompañado delnuncio apostólico de Su Santidad el Papa Francisco enBolivia, Mons. Giambattista Diquattro. Alrededor de ambas autoridades eclesiales, también iban en procesión los obispos, sacerdotes y diáconos, en medio de vítores de los y alabanzas de los feligreses.

Después del recorrido sobre la pista atlética del estadio, Monseñor Gualberti y sus obispos subieron al altar diseñado con el logo del ‘Año de la Misericordia’ queestaba al centro de toda la estructura con 8 símbolos en pantallas led que representaban las Obras de Misericordia; mientras que en el césped sobre unas sillas de plástico se sentaron los 160 sacerdotes que concelebraron la eucaristía

Antes de la liturgia de la Palabra, Monseñor Sergio destacó el legado del cardenal Julio Terrazas, su compromiso como pastor de la Iglesia y con el evangelio, desatando aplausos de los fieles que se dieron cita en el estadio.

Gualberti leyó parte de las palabras que expresó Terrazas en su última aparición en público durante Corpus Christi del 2015: “Perdonen si un minuto paso delante de ustedes como un profesor, como un maestro, creo que pasado mañana es su fiesta ¿No es cierto? A ver si me merezco que me metan también en ese grupo, porque el maestro es el que recuerda (aplausos). El maestro es el que recuerda, el maestro es el que enseña, el maestro es el que da su vida, el maestro es el que sabe que su existencia no tiene sentido si no es capaz de convertirla inteligenciad e sus alumnos, no en un receptáculo de mentiras y medias verdades sino una fuente de vida, para que esa vida a través de la profesión pueda llegar a todos los rincones del país, Por esa sencillez de nuestros maestros de todo el país, pero especialmente de todo los que viven y comparten con nosotros las alegrías y tristezas de esta tierra”.

Fueron los momentos más emotivos de la festividad porque era la primera celebración de Corpus Christi sin la presencia del cardenal, pues fue él quien instituyó que esta festividad sea celebrada en el estadio, permitiendo mayor cantidad de participación de fieles.

Acto seguido, durante la homilía, el arzobispo monseñor Sergio Gualberti, llamó a acabar con la confrontación y buscar el diálogo sincero y franco en el país.

“Este mensaje es luz y al mismo tiempo desafío en el país para luchar contra la cultura de la confrontación y del recurso de la violencia, que se va extendiendo; luchar en la lógica del más fuerte que se ha impuesto como medio común para las reivindicaciones, renunciando al diálogo y a la cordura, y ahondando así las divisiones, los rencores, los odios y los encrespamientos de ánimos”, dijo la autoridad eclesiástica en la homilía central.

Gualberti subrrayó que ‘el país necesita pasar de la lógica del enfrentamiento a la lógica del entendimiento, de la división a la reconciliación, de la desconfianza al diálogo franco y sincero, de la mentira a la verdad, en el respeto profundo del que piensa distinto. “Busquemos lo que nos une y no lo que nos divide en vista al bien común’, precisó.

Luego de la ceremonia, que duró dos horas, se llevó a cabo una procesión masiva hacia la catedral con los símbolos eucarísticos y la participación de 160 religiosos.

 

Información adicional

  • Fuente Fuente: Infodecom

En ocasión de la celebración de Corpus Christi 2015, el Cardenal Terrazas hizo su última aparición pública en medio del pueblo que tanto amó y del que fue: SERVIDOR DE TODOS. Y habló con esperanza: “Vengo a decirles que ustedes son parte extraordinaria de este restablecimiento…”

En otra de sus frases expresó el sentimiento y misión que lo unía a al pueblo de Dios: “Dios el Padre que cuida a sus hijos, la Iglesia que cuida de sus hermanos y el que les habla ha sido, padre, hermano y maestro para todos y todas ustedes…”

Haciendo referencia a su quebrantada salud manifestó “Ojalá pudiéramos aprovechar el dolor, el sufrimiento, la enfermedad que muchas veces nos azota solapadamente o abiertamente, ojalá podamos descubrir siempre a ese Dios que nos quiere llenos de vida y vida abundante para seguir dándola y ofreciéndola constantemente a todo nuestro pueblo…

Antes de concluir su mensaje le recordó al Pueblo de Dios cuál es su misión frente a los signos del poder terrenal: "Agradezco que me hayan permitido jugar esta tarde aquí en las bases como se dice, antes estaba allá donde está el arzobispo, pero muchas veces no veía todo, ahora he visto y he podido admirar el amor, la entrega, el entusiasmo. Un pueblo que tiene entusiasmo es un pueblo que no teme a la muerte ni a ningún sepulcro que pueden inventar los soberbios de este mundo"

 A CONTINUACION EL VIDEO DEL MENSAJE DEL CARDENAL TERRAZAS.

Información adicional

  • Fuente Fuente: Infodecom

A pocos días de cumplirse tres meses del fallecimiento del cardenal JulioTerrazas, feligreses y miembros de la casa de acogida que lleva su nombre, recordarán su cumpleaños con un programa especial que se iniciará desde las 19:00 de este lunes.

La hermana Osani da Silva, de la congregación Hermanas Misioneras de San Carlos Borromeo, Scalabrinianas, que está como directora de la casa de acogida, informó de que tienen previsto un programa de festejo, que será con una misa en ese mismo centro, celebrada por el monseñor René Leigue.

El ingreso será libre para todos los que quieran recordar y dar gracias a Dios por las obras que hizo en vida el cardenal, y al mismo tiempo conocer esta casa de acogida, donde se alberga a familiares de los enfermos con cáncer que llegan desde las provincias y otras ciudades de Bolivia, además de los migrantes de otro países.

La fecha es propicia también, para algunos de los feligreses que aprovechan para visitar su tumba que está en el ala derecha de la catedral cruceña, en pleno centro de la ciudad, mientras que otros optaron por elevar una plegaria y rezar por su descanso eterno.

Terrazas nació el 7 de marzo de 1936 en Vallegrande, departamento de Santa Cruz, y falleció el 9 de diciembre de 2015.

Información adicional

  • Fuente Fuente: El Deber