Martes, 12 Diciembre 2017

logo de la TAPA 6

10   Banner    Anunciate Aqui

A dos años de su partida, Monseñor Sergio recordó la fuerza profética con que el Cardenal Julio llevó adelante su misión y lo comparo con el Profeta Juan el Bautista, asegurando que “Cuando hablaba, al igual que Juan el Bautista, se sentía el portavoz, el servidor del Dios de la vida, por eso su defensa de los últimos y de los descartados de la sociedad, porque en los rostros de esos hermanos veía pisoteada la imagen y el rostro de Dios”.

Este sábado 9 de diciembre se cumplieron dos años del fallecimiento del Cardenal Julio Terrazas, primer Cardenal boliviano y la Iglesia cruceña se unió en oración mediante una celebración Eucarística que fue celebrada en la iglesia Catedral desde donde por tantos años el Cardenal Julio habló con firmeza del Dios de la vida. La Misa fue presidida por el Arzobispo de Santa Cruz, Monseñor Sergio, los Obispos auxiliares: Monseñor Estanislao y Braulio y concelebrada por 15 sacerdotes y tres diáconos; además de la especial presencia de familiares y fieles de la Iglesia Cruceña.

Terminada la Eucaristía, se dirigieron en procesión hasta la tumba donde descansan los restos mortales del Cardenal y con canticos y rezos pidieron para que sea acogido en el Reino Eterno.

A cotinuación, compartimos algunas de las ideas expresadas en la homilía de Monseñor Sergio:

En su Homilía, el Arzobispo Cruceño hizo un paralelismo entre la vida y misión del profeta Juan el Bautista y la del Cardenal Julio, una misión que supo llevar adelante con fuerza profética, aseguró.

Al mirar esta figura de Juan el Bautista, el último profeta del A.T. y el primero del N.T., me es espontáneo pensar en nuestro querido Cardenal Julio, el profeta de la palabra cálida y convincente que expresaba cariño y cercanía, cuando se dirigía a los pobres y a las víctimas de nuestra sociedad, pero también con la palabra fuerte y valiente en denunciar toda clase de injusticias y atropellos que atentaban los valores humanos y cristianos, comenzando por el don de la vida”.

El Prelado recordó que “Cuando hablaba, al igual que Juan el Bautista, se sentía el portavoz, el servidor del Dios de la vida, por eso su defensa de los últimos y de los descartados de la sociedad, porque en los rostros de esos hermanos veía pisoteada la imagen y el rostro de Dios”.

A tiempo de recordar una de sus expresiones preferidas “el Dios de la vida” señaló que es seguramente una de las que mejor definen su ministerio sacerdotal y episcopal. Y en ese sentido señaló que “El compromiso del Cardenal Julio, por la vida, la justicia, la solidaridad, la libertad, la verdad, por la defensa de los valores democráticos, no nacía de un afán de poder o de prestigio, sino del deseo de actualizar el anuncio del Evangelio de Jesucristo, del reino de Dios, parte esencial de la misión de todo cristiano y a mayor razón del pastor”.

“El reinado de Dios es el señorío del amor de Dios sobre el mundo personificado en Jesucristo mismo, donde la autoridad es servicio y donde el poder es la fuerza del amor que transforma la historia de la humanidad, liberándola de toda clase de esclavitud y de la muerte. El Reino de Dios no es otra cosa que una relación de amor: del ser humano con Dios y entre nosotros”.

“Desde esta óptica el Cardenal Julio estaba muy atento a todo lo que acontecía en la Iglesia y la sociedad, en actitud vigilante y contemplativa del desierto interior, para descubrir allí lo que estaba en consonancia o en discordancia con el Evangelio.

“Esta visión y el testimonio de vida ha sido lo que ha dado tanta fuerza a su predicación como servidor del Reino de Dios y “Servidor de todos”. En esta misión, nada ni nadie lo hizo vacilar, ni callar, tampoco las incomprensiones y los ataques abiertos e injustos de parte de autoridades y otros grupos”.

Finalmente, el Prelado invitó a todos a hacer memoria en nuestro corazón de sus palabras y su testimonio que siguen siendo más actuales que nunca, para que, como Él y como Juan el Bautista, seamos también nosotros valientes testigos de la Buena Noticia, el Evangelio de la vida, el amor, la justicia y la paz”. 

Información adicional

  • Fuente Campanas - Iglesia Santa Cruz

El pasado Domingo se celebró Cristo Rey del Universo; Mons. Sergio Gualberti, Arzobispo de Santa Cruz de la Sierra, nos recordó que el rol de Dios en la historia de la humanidad es isustituible y que cada día vamos hacia el encuentro definitivo con el Padre.

A continuación la Homilía completa de Mons. Sergio Gualberti pronunciada en la Catedral de Santa Cruz.

HOMILIA DE MONS. SERGIO GUALBERTI
PRONUNCIADA EN LA CATEDRAL DE SANTA CRUZ
NOVIEMBRE 26 DE 2017

El rol de Jesucristo es insustituible en la historia de la humanidad
Con la Solemnidad de Cristo Rey, el Señor resucitado y glorificado, termina el Año Litúrgico tiempo en el cual hemos ido celebrando y reviviendo todos los misterios principales de la salvación: desde la encarnación del Hijo de Dios, pasando por su muerte y Resurrección, la venida del Espíritu Santo y hasta la fiesta de hoy, coronación del camino de fe recorrido. Con esta celebración la Iglesia realza el rol insustituible de Jesucristo en la historia de la humanidad, el principio y fin de la creación de quien depende toda nuestra vida: "Por medio de él existen todas las cosas y nosotros somos por él", así afirma San Pablo en la carta a los Corintios. (1 Cor 8,6)

Cada día vamos hacia el encuentro definitivo con el Padre
Por el Señor nacimos y por él transcurrimos cada día de nuestra existencia hacia el encuentro definitivo con el Padre: "Vengan, benditos de mi Padre, reciban la herencia del Reino preparado para ustedes desde la creación del mundo". (Ev)

Cristo tiene poder sobre las cosas y las personas
Las lecturas de hoy, a través de las imágenes del Pastor, el Rey y el Juez, ponen en evidencia el "poder" de Cristo Rey sobre las cosas y las personas; el poder del bien y de la vida en una lucha constante y titánica para "vencer" los "poderes enemigos" del designio salvífico de Dios: Satanás, el mal, el pecado y la muerte.

Dios asume el rol de pastor a traves de Jesus
Pastor: El profeta Ezequiel (1era lectura) nos presenta a Dios que, ante el abandono y la miseria en que las autoridades tienen sumido al pueblo judío, asume el mismo el rol de pastor. “Yo mismo voy a buscar mi rebaño, me ocuparé de mis ovejas, las libraré, las apacentaré con justicia, las llevaré a descansar, buscaré a la oveja perdida, la vendaré y sanaré”. Dios cumple en plenitud esa misión a través de Jesús, el Buen Pastor que, con su entrega total se pone el servicio y pastoreo del nuevo pueblo de Dios y de la humanidad.

Jesús es el rey que no ha venido para ser servido, sino para servir
Otra imagen es la de rey: Jesús mismo se encarga de afirmarlo ante Pilato: "Yo soy rey... pero mi Reino no es como los del mundo". Jesús efectivamente ha recibido de parte del Padre autoridad y poder, pero los ejerce como servicio: "No he venido para ser servido, sino para servir... el que quiere ser el primero, que se haga el servidor de todos".

Jesus alcanza en la cruz el culmen de su entrega
Toda la vida de Jesús fue servicio en favor de la vida, en particular de los pobres, los enfermos, los pecadores, los excluidos de la sociedad de su tiempo y de todo el mundo, alcanzando en la cruz el culmen de su entrega. Y es justamente allí donde aparece ese título, el motivo de su condena: "Jesús de Nazaret, Rey de los Judíos". !Sí!, Jesús es rey, pero no un rey sentado en un trono deslumbrante y rodeado de servidores, sino clavado en la cruz, abandonado, insultado y sufrido.

Cristo decidira quién permanece de pie y quién cae para la eternidad
La tercera imagen, presentada en el Evangelio de hoy, es la de juez. Es muy distinta la escena de Jesús sangriento e insultado ante los tribunales humanos de la del juicio universal al final de los tiempos, donde él juzgará a todos los seres humanos, creyentes y no creyentes. Desde las autoridades de su tiempo hasta los poderosos de hoy se ha juzgado y se sigue juzgando a Cristo, pero en el día final, Cristo juzgará a los hombres y a la historia y decidirá quién permanece de pie y quién cae para la eternidad. Esta es la fe inmutable de nuestra Iglesia como proclamado en el Credo: «De nuevo vendrá con gloria para juzgar vivos y muertos, y su reino no tendrá fin».

Dios quiere la salvación de todos, especialmente de quienes le aceptan
Dios quiere que todos los hombres se salven, sin embargo no sin nuestra aceptación personal. Es lo que nos manifiesta el Evangelio de hoy en la escena grandiosa de Jesús el justo juez en el juicio universal, el último acto de la historia.
En ese juicio, "todos" los hombres indistintamente, también los que afirman de no haber visto a Jesús, seremos juzgados por Él sobre las obras de amor: “Tenía hambre y me dieron o no me dieron de comer, tenía sed y me dieron o no de beber…”. “¿Cuándo Señor… te hemos visto hambriento, sediento... y te hemos dado de comer?” …

Jesus se identifica con los pobres, encarcelados, perseguidos, enfermos, discriminados
“En verdad les digo, cada vez que han hecho esto a uno sólo de mis hermanos más pequeños, a mí me lo han hecho...". Jesús se identifica con los “hermanos más pequeños”, los pobres, los desesperados, los encarcelados, los enfermos, los esclavos de una sociedad discriminadora, aquellos que ni siquiera son reconocidos en su dignidad de persona y todos aquellos que son perseguidos a causa de la justicia.

El que se juega su libertad en obras por los pobres, no se pierde
Ante el Señor, ningún gesto bueno en favor de los pobres, por pequeño que sea, se pierde. Cada vez que nos jugamos nuestra libertad en obras de misericordia, en el servicio, en ser operadores de justicia y paz, en ser samaritanos con los hermanos más pequeños, lo hacemos al Señor. El amor es el núcleo central del Reino de Dios, por el cual Dios mismo se ha hecho cercano y nuestro prójimo en Jesús, un Dios que nos ama como Padre y que quiere que todos nosotros sus hijos nos amemos como hermanos.

Por el reino de Dios, Jesús entrega su vida en el altar de la cruz
El reino de Dios por el cual Jesús, como nos presenta el prefacio de la misa de hoy, “se ofrece a si mismo como víctima en el altar de la cruz y entrega al Padre”.

El Reino Eterno y universal: para siempre y para todos los hombres de todos los tiempos. El Reino definitivo y último que se va construyendo en el cada día de la historia de cada uno de nosotros y de la humanidad entera.

- El Reino de la verdad y la vida: la verdad que nos hace reconocer nuestra realidad de hijos amados de Dios y el valor sagrado de la vida humana y de la dignidad de toda persona. Sin la verdad las relaciones entre las personas se disuelven bajo las tinieblas del odio, la división y la muerte.

- El Reino de la santidad y la gracia: la santidad que es el cumplimiento de la vocación recibida en el bautismo, de ser santos por el don de la gracia, la vida misma de Dios.

- El Reino de la justicia, el amor y la paz: los valores y las virtudes bases de nuestras relaciones con Dios y los demás, pilares de la convivencia fraterna, solidaria y justa, y sin los cuales la sociedad cae en la disgregación, el enfrentamientos y la ruina.

Cristo, por su entrega, ofrece a todos vida y dicha eterna
Esta es la Buena Noticia del reino de Dios, de Cristo que por su muerte y resurrección ha hecho posible la resurrección de todos los muertos para la vida. La Buena Noticia de Cristo Rey que nos hace a todos el ofrecimiento de vida y dicha eterna.

Jesus no asusta ni obliga a seguirlo, esa es una decisión personal
Al presentarnos la escena del juicio universal, Jesús no nos quiere asustar ni obligarnos a seguirlo, solamente nos previene que en la eternidad, de nosotros solo queda el amor dado y recibido. ¡A nosotros la decisión!

Ojalá, sigamos el ejemplo del autor del salmo quien ha hecho la opción de seguir los pasos de Jesús: “El Señor es mi pastor,… por buenos caminos me dirige… tu bondad y tu gracias me acompañan a lo largo de mi vida; y habitaré en la casa del Señor por muy largo tiempo”. Amén

Información adicional

  • Fuente Infodecom

Un gran recibimiento tuvo la imagen de la ‘Mamita de Cotoca’ que llegó a Santa Cruz este lunes 27 de noviembre para invitar a los devotos a su fiesta. Miles de fieles la recibieron con auténtica devoción. Monseñor Estanislao Dowlaszewicsz, Obispo auxiliar de Santa Cruz, encabezó la procesión que la llevó desde el Cristo hasta la Catedral Metropolitana donde se rezó el Rosario Misionero.

Con un sombrero e’ saó llegó a las seis de la tarde y trajo paz al corazón de las personas que desde tempranas horas se apostaron a los pies del Cristo Redentor para esperarla. Armados con rosarios y pañuelos blancos cantaban el “virgen de cotoca portento de luz con fervor te invoca todo Santa Cruz” para recibir la imagen de la Virgen de Cotoca.

Al menos unos 50 monaguillos formaron un pasillo encabezados por la cruz procesional. Los cantos y las oraciones crearon el clima de recogimiento espiritual que acompañó todo el camino a la Patrona del Oriente Boliviano. La procesión duró poco más de una hora hasta llegar a la Basílica Catedral donde el Arzobispo de Santa Cruz la recibió con cariño junto a los cientos de fieles que también allí la esperaban.

Una vez colocada en el altar, se comenzó el rosario Misionero con la ayuda de 81 estudiantes de primario y secundario del colegio San Martín de Porres que escenificaron algunas escenas del rosario y con velas encendidas crearon un marco especial de oración y devoción a la madre de Jesús.

El primer misterio lo rezaron los niños, el segundo misterio lo rezaron las religiosas, el tercero los sacerdotes, el cuarto la legión de María y el quinto misterio lo rezaron los Obispos.

Este martes 28 de noviembre la imagen permanecerá en la Iglesia Catedral par que los devotos puedan llegar a realizar una oración. A las 19 horas, Monseñor Sergio presidirá la Eucaristía de despedida para que luego la imagen regrese al Santuario. El miércoles 29 de noviembre inicia, en las parroquias y en el santuario, el rezo de la novena a la Mamita de Cotoca.

Información adicional

  • Fuente Arquidiócesis de Santa Cruz

Acogiendo la invitación del Papa Francisco, la Iglesia Católica en Santa Cruz celebrará la I Jornada Mundial de los Pobres este próximo domingo 19 de noviembre de 2017 destinando el 50% de la colecta de las misas de todas las parroquias a una obra de caridad con los más necesitados.

Monseñor Sergio Gualberti, Arzobispo de Santa Cruz, comunicó la decisión del Consejo Episcopal y del Consejo de Vicarios Episcopales de nuestra Arquidiócesis, en una misiva dirigida a todos los Párrocos, Sacerdotes, Vida Consagrada, Laicos y comunidades cristianas de la Iglesia local.

El Prelado señala que es una “hermosísima oportunidad de encuentro con los pobres conscientes de que, como nos dice el Papa, “la verdadera caridad consiste en estar cerca, compartiendo el dolor y el sufrimiento de la enfermedad y de la marginación”

Aquí la comunicación con más detalles:

Santa Cruz, 07 de noviembre de 2017.

A: Todos los Párrocos, sacerdotes, vida consagrada, laicos y comunidades cristianas de nuestra Arquidiócesis de Santa Cruz

I JORNADA MUNDIAL DE LOS POBRES

Con verdadero corazón de pastor, el Santo Padre nos ha invitado a celebrar el próximo domingo 19 de noviembre de 2017 la I Jornada Mundial de los Pobres con el objetivo “en primer lugar, de estimular a los creyentes para que reaccionen ante la cultura del descarte y del derroche, haciendo suya la cultura del encuentro. Al mismo tiempo, la invitación está dirigida a todos, independientemente de su confesión religiosa, para que se dispongan a compartir con los pobres a través de cualquier acción de solidaridad, como signo concreto de fraternidad”.

Como Iglesia Católica en Santa Cruz, acogemos esta hermosísima oportunidad de encuentro con los pobres conscientes de que, como nos dice el Papa, “la verdadera caridad consiste en estar cerca, compartiendo el dolor y el sufrimiento de la enfermedad y de la marginación”.

De modo concreto, el Papa sugiere celebrar la Jornada Mundial de los Pobres de tres maneras: Haciendo que las comunidades cristianas, en ese día “se comprometan a organizar diversos momentos de encuentro y de amistad, de solidaridad y de ayuda concreta”; También sugiere que se pueda “invitar a los pobres y a los voluntarios a participar juntos en la Eucaristía de ese domingo, de tal modo que se manifieste con más autenticidad la celebración de la Solemnidad de Cristo Rey del universo, el domingo siguiente”; Y finalmente, propone que “en ese domingo, si en nuestro vecindario viven pobres que solicitan protección y ayuda, acerquémonos a ellos: será el momento propicio para encontrar al Dios que buscamos”.

Al ser el primer año de esta iniciativa, el Consejo Episcopal junto al Consejo de Vicarios Episcopales determinó que el 50% de la colecta de todas las misas del domingo 19 de noviembre, de todas las parroquias de nuestra Arquidiócesis de Santa Cruz, se destinen para una obra de caridad a los más necesitados.

Para tal efecto, lo recaudado en la colecta deberá entregarse en la oficina de economía del Arzobispado (C/Ingabi N°49) después de la Jornada Mundial de los Pobres, a la brevedad posible.

El Papa nos recuerda que “el fundamento de las diversas iniciativas concretas que se llevarán a cabo durante esta Jornada será siempre la oración” y nos anima a “Que esta nueva Jornada Mundial se convierta para nuestra conciencia creyente en un fuerte llamamiento, de modo que estemos cada vez más convencidos de que compartir con los pobres nos permite entender el Evangelio en su verdad más profunda. Los pobres no son un problema, sino un recurso al cual acudir para acoger y vivir la esencia del Evangelio”.

Los invito a leer el mensaje del Papa para esta Jornada y a hacerla nuestra celebrándola con alegría, asumiendo el encuentro con los pobres como un estilo de vida del creyente.

Monseñor Sergio Alfredo Gualberti Calandrina

Arzobispo de Santa Cruz de la Sierra.

Información adicional

  • Fuente Campanas - Iglesia Santa Cruz

La Eucaristía fue en memoria de los sacerdotes, Obispos, Arzobispos y el Cardenal Julio Terrazas, hombres de Dios que entregaron su vida al servicio de esta Iglesia en Santa Cruz y que hoy están gozando de la plenitud del Reino.

La Basílica Menor de San Lorenzo Mártir tiene un mausoleo reservado para los Obispos. El 2015 se realizó una pequeña modificación y se pintó un imponente mural con la escena de la resurrección, allí se colocó la tumba del Cardenal Julio quien fuera Arzobispo de Santa Cruz por más de ….

La Eucaristía se celebró a las 8 de la mañana y fue presidida por el Arzobispo de Santa Cruz, Monseñor Sergio Gualberti y concelebrada por los Obispos auxiliares, Monseñor Braulio, Monseñor Estanislao y Monseñor René, además del Vicario General de Santa Cruz, Padre Juan Crespo.

En la conclusión de la Eucaristía, se digirieron en procesión hasta la tumba del Cardenal Julio, allí realizaron plegarias y cantos solemnes en intercesión por el alma de nuestro querido Cardenal.

 

A continuación le presentamos una pequeña galería de fotografias publicadas en nuestra pagina de facebook donde se observa las lápidas de los recordamos Obispos y Arzobispos de Santa Cruz, ocasión propicia para elevar una oración de gratitud a Dios por la vida estos hombres que siriveron a nuestra Iglesia Cruceña:

Información adicional

  • Fuente Campanas - Iglesia Santa Cruz

Cada vez son más las iniciativas que buscan contagiar y educar a los niños con el ejemplo de los Santos frente al avance incontenido de fiestas paganas como el Halloween promovidas por el interés comercial.

Se trata de fiestas y celebraciones donde los protagonistas son principalmente los niños y sus familias. Los pequeños se visten de su santo favorito y se los invita a orar, aprender sobre la vida de su santo y celebrar con alegría a tantos buenos cristianos que nos han precedido en la fe y que ya gozan de la presencia eterna de Dios.

Al realizar un brevísimo sondeo en Facebook, con gran sorpresa constatamos la gran cantidad de alternativas y propuestas que surgen no solo de parroquias y capillas sino también de movimientos católicos, colegios y hasta guarderías privadas que se suman a esta cruzada por promover valores humanos y cristianos dignos para los niños de Santa Cruz.

Como para muestra basta un botón, les ofrecemos algunos ejemplos de estas celebraciones loables a imitar:

1.- A iniciativa de los Catequistas de la Capilla San Lorenzo este domingo 29 de octubre se realizó una actividad en el colegio Néstor Paz Zamora con una  caminata en horas de la tarde por las calles de la populosa zona la colorada (Parroquia San Cristóbal). La actividad comenzó con una celebración Eucarística presidida por el Padre Rubén, después se realizaron dinámicas y cantos de alabanza para posteriormente premiar al mejor “Santo bailarín” y al “mejor traje de santo”. La misma actividad se realizó en la sede de la parroquia San Cristóbal.

2.- En la Mansión este sábado se realizó una hermosa celebración dedicada a la familia donde los niños se vistieron de su Santo favorito y sus papás se vistieron de blanco. La señora María Graciela Cardozo Jiménez nos muestra orgullosa a su hijita vestida de Santa Rosa de Lima.

3.- Los niños de primera comunión de la parroquia Nuestra Señora de Guadalupe también se pusieron el traje y aprendieron mucho de la vida de su santo favorito (El Padre Jimmy Alvarado no está disfrazado, es su hábito de Franciscano Capuchino).

6.- La comunidad Católica Shalom organiza “Light Party” una fiesta para jóvenes y para toda la familia a partir de las 19:30 horas para este miércoles 1 de noviembre con la presencia el cantautor católica José Luis Melgar. Se pide asistir disfrazado de algún Santo o vestir de blanco.LA cita es en la Avenida Virgen de Cotoca entre segundo y tercer anillo, calle Cañada largo N° 2005, al lado del salón de eventos Sakura.

7.- En la capilla San Gabriel están invitando para este sábado 4 de noviembre a niños de entre los 6  los 13 años de edad bajo el lema “Quiero ser Santo”. El requisito es: asistir disfrazado de lo que quieren ser cuando sean grandes. La actividad será en los mismo salones de lacapilla San Gabriel de 10 de la mañana a 12 del medio día.

8.- Romería Misionera de todos los Santos. En la Parroquia María Reina de Las Américas realizarán una “Romería Misionera de Todos los santos” con los niños  de la Infancia y Adolescencia Misionera este domingo 5 de noviembre, después de la misa de 10:30 de la mañana. La Romería Misionera inicia en el centro parroquial hasta la avenida Miguel de Cervantes y finaliza en el centro parroquial.

Estas son las indicaciones que nos hicieron llegar:  “Cada grupo de Infancia y Adolescencia Misionera deberá elegir un Santo para disfrazarse el día de la Romería (Incluido el Catequista). Deberán investigar un pequeño relato o historia del santo (3min.), oración, un lema o una frase corta del santo (gritarlo con alegría al hacer barras), deberán preparar globos, carteles y todo lo necesario para hacer una *hermosa fiesta*. Habrán premios especiales a la mejor representación y la mejor barra.

También hemos conocido de celebraciones….

  • El Movimiento Sacerdotal Mariano también realizó una actividad con los niños del movimiento
  • En la Parroquia La Resurrección que celebraron el pasado domingo por la mañana.

Para Monseñor Sergio Gualberti, Arzobispo de Santa Cruz, estas iniciativas son “loables y a imitar, de convocarlos a orar y a celebrar con alegría a tantos buenos cristianos que nos han precedido en la fe y que ya gozan de la presencia eterna de Dios”.

“Por eso invito a todos ustedes a vivir con fe intensa y sincera el misterio de “la comunión de los santos que profesamos en el “Credo”. Comunión entre vivos y difuntos en el amor de Jesucristo, el Señor de todos, “vida y esperanza” que brilla por encima de tantos signos de muerte de nuestro mundo”.

Información adicional

  • Fuente Campanas - Iglesia Santa Cruz

El Mes de Octubre, dedicado a las misiones, es sin duda un mes que comienza a cobrar dinamismo en nuestra Arquidiócesis de Santa Cruz. Así lo demuestran las actividades que se multiplican a nivel de parroquias y Vicarías.

 

Por ejemplo, el Plan 300 fue testigo de la alegría de los jóvenes de la Parroquia San Agustín que realizaron  una CAMINATA MISIONERA de varios kilómetros por las calles de la populosa zona el sábado 21 de octubre por la tarde.

Vestidos con trajes festivos, caminaron por las calles anunciando la alegría del Evangelio. Repartieron volantes por las casas y entonaron consignas misioneras, cantaron canciones y sorprendieron a los vecinos con sus llamados a seguir a Jesús.

En esta foto vemos a la hermana Cristiana con algunos integrantes de la Comisión de Misiones, misionando en la comunidad del “Palmeras 10”.

La Pastoral Universitaria (Parroquia Universitaria) decidió celebrar las misiones en la comunidad rural de “Basilio” con un encuentro misionero. En esta comunidad realizan misión de forma permanente a través de actividades de extensión social de la universidad y otros colaboradores.

Otros parroquianos de decidieron salir del templo fueron los laicos de la Parroquia Cristo Servidor que tuvieron primero una noche de oración y al día siguiente salieron en peregrinación con la cruz misionera por las calles de sus barrios. Estos mismos parroquianos se fueron hasta el Hogar Teresa de los Andes, un lugar que sin duda requiere de la alegría de los misioneros.

http://campanas.iglesiasantacruz.org/wp-content/uploads/2017/10/13-339x230.jpg 339w" sizes="(max-width: 505px) 100vw, x"> 

Estas son solo algunas de las actividades que hemos conocido, estamos seguros que, de a poco, comienza a sentirse el dinamismo misionero en nuestras comunidades… !El Evangelio es Alegría, Anúncialo!

Información adicional

  • Fuente Campanas - Iglesia Santa Cruz

La celebración eucarística de este domingo 17 de septiembre estuvo presidida por el P. Juan Crespo, Vicario General de la Arquidiócesis, en ausencia de los Obispos que viajaron al Vaticano en Roma – Italia, para unirse a la Visita Ad-límina que realiza el Episcopado Boliviano a la Santa Sede.

El Vicario General comenzó su homilía dominical con una acción de gracias por la visita del Santo Padre Francisco a las Iglesias hermanas de Colombia y destacó los gestos y palabras de amor expresadas por el Papa y que todavía resuenan en las mentes de todos los hermanos latinoamericanos.

Tambien expresó el agradecimiento a la Santa Sede por el nombramiento del nuevo Nuncio Apostólico de Su Santidad Papa Francisco en Bolivia a S.E.R. Monseñor Angelo ACCATINO, Arzobispo titular de Sabiona, y que fuera Consejero de la Nunciatura Apostólica en Turquía.

P. Juan también Saludó a los Obispos bolivianos que se encuentran en peregrinación en la Santa Sede en signo de comunión con el Santo Padre.

La Homilía del P. Juan Crespo giró en torno a la temática del perdón, al respecto expresó que Dios es amor y Dios es fuente del perdón, en ese contexto indicó que los fieles deben descubrir que el perdón y el perdonar no son un signo de debilidad, por el contrario son las grandes fortalezas de la persona humana.

La gracia del perdón es un don que además tiene poder sanador en el interior de la persona que pide perdón y de la persona perdonada.

Por otro lado el P. Juan Carlos indico que el rencor y la ira son abominables y son atribuciones de los pecadores y esto debe hacernos pensar que el rencor y la ira nos lleva a la venganza. Esto lo detesta el Señor pues la famosa ley del talión ha sido superada con creses y la misericordia nos hace que imitemos a Dios en ese amor y perdón. Por lo mismo el que no quiere perdonar y persiste en el rencor se pierde de la gran experiencia en el corazón del hombre como es el perdonar.

HOMILIA DE P. JUAN CRESPO
VICARIO GENERAL DE LA ARQUIDIOCESIS DE SANTA CRUZ
PRONUNCIADA ESTE DOMINGO 17 DE SEPTIEMBRE DE 2017

Este domingo nos unimos primeramente en acción de gracias por la visita del Santo Padre Francisco a estas tierras Latinoamericanas en las Iglesias hermanas de Colombia, cuyos gestos de amor y palabras de perdón resuenan en nuestras mentes, damos gracias al Santo Padre Francisco por haber nombrado al nuevo Nuncio Apostólico para Bolivia, Mons Angelo Accatino, también nos unimos a nuestros Obispos de Bolivia que se encuentran en peregrinación a la Sede del Apóstol Pedro, en visita Ad Limina, al Encuentro con el Santo Padre el Papa Francisco, signos de comunión de nuestros Obispos con el Santo Padre y la Iglesia Universal.
El mensaje principal de este domingo es el PERDON, Dios es amor y fuente del perdón. Las lecturas nos guían en este mensaje para vivir y experimentar el amor y el perdón de Dios. Tenemos que descubrir que el perdón y el perdonar no es una debilidad más al contrario es una de las grandes fortalezas de la persona humana, es una gracia es un don. Además del poder sanador del perdón.

LA GRANDEZA DEL PERDONAR
En la primera lectura, del libro del Eclesiástico, también conocido Sirácides en una serie de sentencias sapienciales nos invitan al perdón, dejando claro que el rencor y la ira son abominables y atribuciones de los pecadores, esta atribución es fuerte, pero debe hacernos pensar que el rencor y la ira nos lleva a la venganza, y esto lo detesta el Señor, las palabras sapienciales nos sugieren que la famosa ley de Talión: “Ojo por ojo y diente por diente” ya ha sido superado, y la Misericordia a la que nos invita nos hacen que imitemos a Dios, que es amor y perdón.
Por lo mismo quien no quiere perdonar y persiste en el rencor se prohíbe de la gran experiencia que provoca en el corazón del hombre, del perdonar.

NADIE HA DADO SU VIDA POR NOSOTROS COMO JESUCRISTO
La segunda lectura quiere fundamentar toda la actuación cristiana en lo cristológico: vivimos y morimos para el Señor; en todo somos del Señor. Si aceptamos que hemos sido redimidos por Cristo, sabemos que le pertenecemos. Y es el grito de libertad más grande, porque de esa manera no estaremos esclavizados a otros señores de este mundo. Y la razón es porque nadie ha dado su vida por nosotros como Jesucristo. San Pablo dice claramente que la vida y la muerte pertenecen al Señor, porque es en la muerte y la resurrección de Jesús donde se resuelve nuestra existencia y nuestro futuro. Y este estar estrechamente unidos, a Cristo y a Dios, viene a significar ser libres con libertad verdadera, humana y plena. El texto, se centra en el kerygma, en la proclamación de la muerte y resurrección del Señor. La muerte y la resurrección del Señor es algo que acontece por nosotros, por la humanidad. Y la clave de todo esto es que, a diferencia de lo que se piensa popularmente el cristiano no puede vivir para sí mismo, en sí mismo, de sí mismo sin mirar a los otros. En realidad el cristiano tiene que “desvivirse por los demás” esto encuentra su sentido en la vida de Jesús que culmina en la muerte y la resurrección por nosotros. Ni siquiera después de haber muerto como "entrega" se desentiende de la humanidad; su vida nueva, de Resucitado, es también una vida nueva por nosotros y para nosotros. No es solamente solidaridad lo que aquí se proclama, sino donación absoluta.

EL PERDON NO TIENE MEDIDA ES INFINITO
En el evangelio nos enseña a la comunidad cristiana aquello por lo cual debemos ser reconocidos en el mundo. El apóstol Pedro al preguntar a Jesús cuantas veces tiene que perdonar? deja claro que el perdón no tiene medida, el perdón no es cuantitativo es cualitativo, es infinito, rompe todas las actitudes de venganza. Setenta veces siete clarifica que el perdón es siempre. Esta parábola nos hace comprender sobradamente toda la significación de la misma; es tan clara, que es imposible que alguien no la entienda ni comprenda. Es desproporcionada la deuda del siervo con su señor, respecto de la de siervo a siervo (diez mil talentos, es una fortuna, en relación a cien denarios). Sabemos que en esta parábola, se quiere hablar de Dios y de cómo se compadece ante las súplicas de sus hijos.

SOMOS MAS DUROS CON NOSOTROS QUE DIOS CON NOSOTROS
Es una parábola donde nos muestra que los hombres somos más duros los unos con los otros que el mismo Dios con nosotros. La elección de los personajes es intencionada, para que quede más claro la forma de actuar de Dios. Si El actuó con tanta Misericordia y el Siervo recibió tanta misericordia no tenía que haber obrado de la misma manera con su hermano, compañero de fatigas y necesidades?

“OLVIDO PERO NO TE PERDONO” NO ES DIVINO
Los que están en el mismo camino deberían ser más solidarios. Pero no es así en esta parábola. El núcleo de la misma es la dureza de corazón que revelamos frecuentemente en nuestras vidas. Y es una desgracia ser duros de corazón. Somos comprensivos con nosotros mismos, y así queremos y así exigimos que sea Dios con nosotros, pero no hacemos lo mismo con los otros hermanos. ¿Por qué? Porque somos tardos a la misericordia. Por eso, el famoso "te perdono pero no me olvido" y “olvido pero no te perdono” no es ni divino ni evangélico, es, por el contrario, el empobrecimiento más grande del corazón y del alma humana, lo mejor es perdonar y olvidar, en este orden.

¿CUANTAS VECES PERDONAR?: SIEMPRE
Es importante comprender bien la pregunta que San Pedro dirige a Jesús « ¿cuántas veces tengo que perdonar a mi hermano?», «siempre», aunque esta no suponga el arrepentimiento de quien ha ofendido… ¿Cuántas veces hay que perdonar al hermano que nos ofende, incluso aunque éste no nos pida perdón? Siempre.

EL PERDON GENERA ARREPENTIMIENTO, CAMBIO Y TRANSFORMACION
La respuesta de Jesús mantiene su fuerza, pero comprender de este modo la pregunta de San Pedro nos permite descubrir de manera más viva la dimensión al mismo tiempo gratuita y exigente del perdón. El perdón es un acto gratuito: no puede ser sólo la respuesta al arrepentimiento del otro, sino que debe darse como primer paso. Es el perdón lo que genera arrepentimiento, reconocimiento del error, voluntad de cambio y transformación. Pero, por esta razón, el perdón es muy exigente: requiere sobre todo una mirada capaz de reconocer al otro como hermano, también en sus defectos. Esta mirada fraterna es esencial.

EL ENCUENTRO VIVO CON DIOS DA FORTALEZA PARA PERDONAR
La parábola de Jesús nos enseña que sólo se puede aprender el perdón a partir de la relación con Dios. Quien aviva su encuentro con Dios se fortalece para perdonar. Es el sentido de la oración atribuida a san Francisco de Asís: «Señor, haz de mí un instrumento de tu paz… Que donde haya odio, yo ponga el amor; donde haya ofensa, ponga yo el perdón; donde haya discordia, ponga yo unión… Que no busque tanto ser consolado, como consolar; ser comprendido, sino comprender; ser amado, sino amar». Es también el sentido de las palabras de santa Teresa de Jesús: «Donde no haya amor, pon amor, y sacarás amor».

LA REVANCHA PERVIERTE EL SENTIDO DE LA JUSTICIA
La revancha no sirve más que para aferrarse al dolor y para pervertir con ello el sentido de la justicia. Quien ha resultado ofendido sólo podrá recuperar la paz liberándose del sufrimiento y ofreciendo a quien le ha ofendido la oportunidad de rehacer el mal cometido. Sólo el amor que se ofrece es la respuesta adecuada al sufrimiento.

LA MEDIDA DEL PERDON ES EL PERDON SIN MEDIDA
El perdón ha de ser pleno y total amplio, constante, incansable. La única medida válida en el perdón es la que ha utilizado Dios con nosotros, con cada uno de nosotros. Dios nos perdona sin tasas ni condiciones, sin esperar recompensa alguna, sin pedir razones ni explicaciones. La medida del perdón es el perdón sin medida.
Debe haber cabida en el corazón del ser humano de cuanto Dios está dispuesto de perdonar, basta “arrepentirse y pedir perdón”: “No se debe pagar nada”, porque ya “Cristo ha pagado por nosotros”.

EL “PADRE NUESTRO” ENSEÑA A PEDIR PERDON Y PERDONAR
Para pedir perdón a Dios es necesario seguir la enseñanza del “Padrenuestro”: arrepentirse con sinceridad de los propios pecados, sabiendo que Dios perdona siempre, y perdonar a los demás con la misma amplitud del corazón.

Hay que pedir perdón sinceramente, con el corazón, y de corazón debe ser dado a quien nos ha ofendido. Como el patrón de la parábola evangélica relatada por Jesús, que condona una deuda enorme a un siervo suyo porque se compadece por sus súplicas. Y no como hace ese mismo siervo con un semejante, tratándolo sin piedad y mandándolo a la cárcel, aun siendo deudor de una suma irrisoria. La dinámica del perdón es la que enseña Jesús en el “Padrenuestro”:

“Jesús nos enseña a rezar así al Padre: ‘perdona nuestras ofensas como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden’. Si yo no soy capaz de perdonar, no soy capaz de pedir perdón. ¿Has perdonado a aquellos que te han hecho el mal?’”.

“NO TENGAN MIEDO A PEDIR Y A OFRECER EL PERDON”
Perdonar es como decía el Santo Padre francisco hace una semana en Colombia: “… no tengan miedo a pedir y a ofrecer el perdón. No se resistan a la reconciliación para acercarse como hermanos y superar las enemistades. Es hora de sanar heridas, de tender puentes y limar diferencias. Es la hora para desactivar los odios y renunciar a las venganzas”.

PERDONAR ES TENDER PUENTES, NO ES CONSTRUIR MUROS
Perdonar es tender puentes, no es construir muros, el amor es más fuerte que el odio y la violencia. EL amor es más fuerte que la muerte, nos enseña a transformar el dolor en fuente de vida y resurrección, para que junto a él y con él aprendamos la fuerza del perdón, la grandeza del amor.

P. Juan Crespo Gutiérrez
Vicario General de la Arquidiócesis de Santa Cruz.

Información adicional

  • Fuente Infodecom

En virtud del incidente ocurrido este sábado 19 de agosto que involucra a un grupo de señoritas y un guardia de seguridad en el mirador de la catedral, quien fue denunciado en redes sociales y en un medio de comunicación de haberlas encerado y hasta manosear a una de ellas, derivando en su arresto por 8 horas, la oficina de prensa del Arzobispado de Santa Cruz informa lo siguiente:

1.- Que el supuesto incidente quedó registrado en las cámaras de seguridad del mirador y las imágenes desmienten por sí mismas la supuesta versión del encierro y el manoseo.

2.- El guardia sorprendió a dos de las jovencitas pintando las paredes del mirador y reprendió verbalmente por la falta cometida contra este bien público de la ciudad, protegido por ley como Patrimonio Municipal y  Nacional. En ningún momento les priva de su libertad y tampoco tiene el mínimo contacto físico con ninguna de ellas.

Además de las imágenes, adjuntamos el documento emitido por la FELCC dando cuenta que no se sentó ninguna denuncia contra este guardia de seguridad.

Lamentamos la falta de educación de los padres hacia nuestros hijos que lejos de enseñar normas de convivencia, sonsacamos actitudes deshonestas hacia terceros haciéndoles un terrible a su educación. Así mismo, pedimos a todos coadyuvar en el cuidado del patrimonio histórico de nuestra ciudad evitando pintar y dañar los ambientes del mirador y la Catedral.

Finalmente, recordamos una vez más la gran responsabilidad que tenemos todos en el uso de las redes sociales que pueden prestarse a denigrar a las personas. Antes de emitir o publicar una denuncia se deben buscar los medios para verificar y contrastar la información, especialmente en el oficio periodístico, evitando caer en el sensacionalismo que solo busca exitismo antes que conocer la verdad.

Oficina de prensa del Arzobispado de Santa Cruz

Santa Cruz, 21 de agosto de 2017

Información adicional

  • Fuente Oficina de prensa del Arzobispado de Santa Cruz

Hoy es un gran día para la Arquidiócesis de Santa Cruz, pues en la víspera de la fiesta de San Lorenzo Mártir, se celebrará la Eucaristía en honor de este Santo Patrono de la Arquidiócesis, del Seminario y de la Iglesia Catedral, que llevan su nombre.

La celebración Eucarística será a las 19:00 horas y estará presidida por Monseñor Sergio Gualberti, junto a los Obispos auxiliares, todos los sacerdotes de Santa Cruz que se encuentran participando de la Asamblea anual del Clero cruceño, los religiosos, religiosas y fieles que lleguen hasta la Iglesia Catedral. todos están invitados.

Información adicional

  • Fuente Campanas Iglesia Santa Cruz