Destacadas Internacional

Brasil acoge a 200 bolivianos afectados por feroz incendio en zona fronteriza

La imagen impacta y conmueve. En la noche de este lunes, en la población de Buena Vista, departamento de Beni (Bolivia), zona fronteriza con Brasil, un fuerte incendio provocó que unas 200 personas tuvieran que ser evacuadas y alojare en Costa Marques, estado de Rondonia (Brasil).En ese sentido, reportan medios locales, son unas 17 las familias afectadas y el fuego acabó con al menos el 40% de las viviendas de madera de la comunidad.

Pero la respuesta y la contención para con los afectados no tardó en llegar. Y es aquí donde aparece la primera mano solidaria, esta vez desde Brasil, país que acogió a estas personas para otorgar la ayuda necesaria.

“El fuego quemó un 30% a 40% de la infraestructura de madera, que es un sector de comercio, gracias a Dios a la intervención oportuna de la armada boliviana y el ejército brasilero (…) no se presentó ninguna pérdida personal, solo material”, informó el director del Comité de Operaciones de Emergencia Departamental (COED) del Beni, Cristhian Cámara, reproduce La Razón.

También se expresó el propio gobernador de Rondonia, Marcos Rocha, quien a través de las redes señaló:

“Buenas noches, Rondonia. Ahora por la noche se inició un incendio de grandes proporciones en el distrito de Boa Vista (buenas vistas), en Bolivia. Región que hace divisa con la ciudad de Costa Marques – municipio de nuestro estado. De inmediato se enviaron bomberos, ambulancias y soporte técnico a la región para ayudar en la contención. Si no fuera por la dedicación y compromiso de nuestro pueblo, la situación podría ser aún peor.

– No hay indicios de muertes o quemaduras graves. Médicos, técnicos de enfermería y enfermeros están de guardia para atender cualquier eventualidad.

Todo va a salir bien! Dios está a cargo! (sic)”

En tanto, desde el propio Comité de Operaciones de Emergencia Departamental (COED) se agradeció el apoyo otorgado por Brasil en estas últimas horas, algo que deja de manifiesto el gesto de solidaridad y cercanía en un momento de suma complejidad.

También se señaló –prosigue La Razón- el envío de personal de la gobernación de Beni para evaluar la situación y atender a los damnificados.  En cuanto al origen del fuego, si bien por estas horas se estaba investigando, algunos lo vincularon con un puesto de venta de combustible.

Gracias a Dios no hubo que lamentar víctimas fatales ni heridos de gravedad. Solo resta esperar que las familias puedan recuperar sus viviendas y seguir sintiendo el abrazo tan esperado.

Fuente: Aleteia – por Pablo Cesio